Investigadores creen que un “objeto interestelar” chocó con la Tierra. Planean buscarlo en el océano
Publicado el 06 Ago 2022
© Imagen: Getty Images

En 2014, un objeto se estrelló en el océano frente a la costa de Papúa Nueva Guinea. Los datos recogidos en ese momento indicaban que el meteorito podría ser un objeto interestelar, y si eso es cierto, entonces es solo el tercer objeto de este tipo que se conoce (después de ‘Oumuamua y Borisov), y el primero que se conoce en la Tierra.

Lanzar una expedición submarina para encontrarlo sería una apuesta arriesgada, pero la recompensa científica podría ser enorme.

Bautizado como CNEOS 2014-01-08, se cree que el objeto interestelar candidato medía aproximadamente medio metro de ancho, y su origen potencialmente interestelar fue reconocido por primera vez por el entonces estudiante de posgrado Amir Siraj y el profesor de Harvard, Avi Loeb.

Utilizando los datos del catálogo relativos a la trayectoria del objeto, Siraj y Loeb llegaron a la conclusión de que podría proceder de más allá de nuestro Sistema Solar debido a su velocidad heliocéntrica inusualmente alta, es decir, que se movía a velocidades que sugieren que podría no estar ligado al pozo de gravedad del Sol.

Sin embargo, hay un problema. Los datos utilizados para medir el impacto del objeto con la Tierra proceden de un satélite espía del Departamento de Defensa de los Estados Unidos, diseñado para vigilar las actividades militares en la Tierra.

Por ello, los valores exactos de error de la medición son un secreto cuidadosamente guardado: el ejército estadounidense es reacio a permitir que las capacidades precisas de su satélite se conviertan en información de dominio público.

Pero sin estos detalles, gran parte de la comunidad científica, comprensiblemente, sigue sin querer clasificar oficialmente a CNEOS 2014-01-08 como un objeto interestelar. Por lo tanto, el artículo de Siraj y Loeb sigue sin publicarse, ya que aún no ha pasado la revisión de sus colegas.

Sin embargo, su afirmación se vio reforzada en abril de 2022, cuando el científico jefe del Mando de Operaciones Espaciales de la Fuerza Espacial de Estados Unidos, Joel Mozer, revisó los datos clasificados en cuestión y “confirmó que la estimación de la velocidad comunicada a la NASA es lo suficientemente precisa como para indicar una trayectoria interestelar”.

Objeto interestelar CNEOS 2014-01-08

Aunque la clasificación científica oficial de CNEOS 2014-01-08 parece condenada a permanecer en el limbo por el momento, la declaración de la Fuerza Espacial estadounidense fue suficiente para convencer a Siraj y Loeb de su origen interestelar, y ahora han pasado a proponer posibles formas de encontrar el objeto y estudiarlo de cerca.

Gran parte del meteorito se habría quemado durante su descenso a la atmósfera terrestre, dejando probablemente sólo fragmentos esparcidos por el fondo del océano.

Sin embargo, no se han perdido todas las esperanzas, ya que los datos de rastreo del satélite, combinados con los datos del viento y de las corrientes oceánicas, pueden proporcionar un área de búsqueda razonable de sólo 10 km por 10 km.

Ilustración artística de un meteorito descansando en el fondo del océano

Ilustración artística de un meteorito descansando en el fondo del océano. Cortesía: universetoday.com

Y lo que es más importante, se espera que los fragmentos sean magnéticos, por lo que un barco que arrastre con un gran imán podría recoger los minúsculos fragmentos de meteorito del fondo del océano.

Siraj y Loeb se proponen hacer precisamente eso, y se han asociado con una empresa consultora de tecnología oceánica para hacerlo realidad.

En una entrevista concedida a Universe Today el año pasado, Loeb explicó que dicha búsqueda podría ofrecernos “la oportunidad de poner realmente las manos en la reliquia y averiguar si es natural, si es una roca, o si, ya sabes, una pequeña fracción de esos [objetos interestelares] podría ser artificial”.

En los últimos años, Loeb se ha pronunciado sobre la posibilidad de que objetos interestelares como CNEOS 2014-01-08, ‘Oumuamua y Borisov sean objetos artificiales creados por inteligencia extraterrestre. Como jefe del Proyecto Galileo, la búsqueda de pruebas de vida inteligente en el Universo es una de sus principales áreas de investigación.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Pero sus afirmaciones más extravagantes han suscitado las críticas de algunos de sus colegas de la comunidad astronómica. Sin embargo, en el caso de CNEOS 2014-01-08, Loeb no llega a sugerir que se trate de un artefacto alienígena.

Siraj Y Loeb escribieron en su documento más reciente sobre la expedición oceánica:

“Este resultado no implica que el primer meteoro interestelar haya sido fabricado artificialmente por una civilización tecnológica y no sea de origen natural”.

Incluso si es sólo una roca -lo que es, con mucho, la explicación más probable-, nos dirá mucho sobre la composición de la materia rocosa más allá de nuestro propio Sistema Solar, y eso sería en sí mismo un valioso dato nuevo.

Los hallazgos de la investigación han sido publicados en arXiv.org.

Aunque el audio del siguiente vídeo se encuentra en inglés, usted puede activar los subtítulos en español. En caso desconozca cómo hacerlo, puede consultar esta GUÍA.

Gracias por leernos. Te invitamos a seguirnos en nuestra Página de Facebook, para estar al tanto de todas las noticias que publicamos a diario. También puedes unirte a nuestro Grupo oficial de Facebook, y a nuestra comunidad en Telegram.

Te recomendamos leer:

Fuente: sciencealert
Redacción CODIGO OCULTO

Redacción CODIGO OCULTO

Autor

La verdad es más fascinante que la ficción.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Síguenos y únete en nuestras redes sociales

Síguenos en Telegram

Conócenos

Código oculto

La historia y sus misterios, civilizaciones antiguas, Ovnis, Vida extraterrestre, Complots. Información alternativa para liberar mentes. Leer más

SUSCRÍBETE (ES GRATIS)

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Obras registradas

Safe Creative #1803242717113

Sitios recomendados

Exploración OVNI
UFO Spain Magazine
Ahora:
Total:

¡DALE AL PLAY! ▶

También te podría interesar…