¿Por qué no encontramos rastros de civilizaciones avanzadas que vivieron antes que la humanidad?
Publicado el 07 May 2022
© Imagen: archivo

Si decimos que “no somos la primera civilización de la Tierra“, definitivamente no es una afirmación innovadora. Sin embargo, lo que es mucho más interesante es ¿por qué todavía no hemos encontrado materiales de prueba de esos grandes representantes técnicamente avanzados de otras humanidades? No sabemos la respuesta a estas preguntas, pero seguro que no esperamos que los teléfonos inteligentes y los cuadernos de notas sean una prueba.

En total, hay unas 200 teorías sobre civilizaciones anteriores. No podemos expresar cada una de ellas, pero nos centraremos en las cinco más probables, en nuestra opinión.

1. La Tierra tiene 4.500 millones de años. Es un número cósmicamente enorme. La civilización moderna se ha desarrollado en la Tierra durante unos 2-3 mil años. Ahora imagina que en 100 mil años podrían aparecer 5-7 civilizaciones y seguro que disminuyen. ¿Qué tal millones de años? Existe un concepto de historia cíclica en el que el desarrollo de la humanidad se mueve en espiral y pasa por las mismas bobinas. Primero viene la generación, luego el progreso y finalmente la muerte. Nada es eterno en este mundo. Y también la humanidad estará algún día al borde de la aniquilación.

Según esta teoría, tendemos inevitablemente a degenerar. Así, docenas, quizá cientos, de otras civilizaciones progresaron antes que nosotros, pero en algún momento, debido a un cataclismo, una guerra o una terrible enfermedad, desaparecieron. Las personas desaparecen, pero la naturaleza permanece. Hay una gran película de ciencia sobre cómo nuestras ciudades, literalmente, en 250-300 años se convertirán en un montón de basura incomprensible, y en otros 500 años estarán ocultas por una capa de tierra y polvo. La erosión y la destrucción completa de todo lo construido por nuestra civilización se prolongará durante un máximo de 5-6 mil años. Todos los coches, microcircuitos, ordenadores, teléfonos, aviones y barcos – todo será destruido. Sólo quedará el vidrio, una pequeña lista de metales anticorrosivos y piedras.

Civilizaciones perdidas

Estos productos primitivos de piedra y hueso pueden conservarse, pero el resto no. En Estados Unidos, un ordenador portátil fue enterrado a 2 metros de profundidad en 2003. Después de 15 años fue desenterrado. Lo único que queda son algunas partes y piezas oxidadas. Así que es extremadamente difícil encontrar pruebas materiales de una civilización altamente desarrollada ya después de 7-10 mil años.

2. No se desanime, esto es sólo una teoría. Tal vez la historia no es cíclica y las civilizaciones anteriores construyeron una grandiosa nave espacial y volaron a navegar por el espacio exterior. Aprendieron las leyes de la física desconocidas para nosotros y viajaron a través de cuásares o agujeros negros.

Por ejemplo, su nivel de conocimiento fue suficiente para predecir la Edad de Hielo y la muerte masiva de plantas y animales que necesitaban del calor. Para salvarse, emigraron a otras galaxias y la sociedad que se quedó aquí se degradó al nivel de la Edad de Piedra. Las ciudades y otras baratijas fueron destruidas por la madre naturaleza.

Civilizaciones perdidas

3. Parece que nuestro camino de desarrollo está lejos de ser el único correcto. ¿Quién ha dicho que “chupar” los minerales y destruir la naturaleza es lo correcto? El progreso tecnológico lleva inevitablemente al agotamiento de los recursos, lo que significa más guerras por ellos.

Así es probablemente como murieron la Atlántida e Hiperbórea. Varios mitos y epopeyas hablan de tipos de armas destructivas: climáticas, temporales, químicas, nucleares, de vacío, etéreas y otras. Al final, siendo capaces de aniquilar ciudades enteras, es fácil borrar de la faz de la Tierra incluso a las civilizaciones más avanzadas técnicamente. No hay ganadores en una guerra así.

LECTURA RECOMENDADA: ¿Es este un “dedo humano” fosilizado de 100 millones de años?

4. ¡Basta de guerras! Tal vez las civilizaciones anteriores estaban espiritualmente dotadas. Aprendieron a alimentarse de la luz del Sol, y sus cuerpos abandonaron la envoltura material. De todos modos, ¿para qué se necesita? Nuestro cuerpo se vuelve decrépito, enfermo, causando constantemente molestias. Para qué se necesita, si se puede aprender a moverse por el espacio o por otros mundos en forma de almas plasmoides de energía-información.

Los bienes materiales son buenos en nuestro tiempo, en nuestro mundo. ¿Y en otras dimensiones del multiverso? Nadie lo sabe. Y si asumimos la existencia de una civilización razonable que ha abandonado la riqueza material, lo más probable es que no sea posible encontrar rastros de ella.

Civilizaciones perdidas

5. La Tierra es un enorme acuario y todos nosotros somos los sujetos de prueba. Muchos esoteristas tienden a creer que el sistema solar fue creado por el Creador. Alguien lo llama dios, alguien el creador, y alguien la ideal original. Pero el significado es el mismo, son los sembradores de la vida. Tal vez ellos mismos crean planetas y galaxias aptos para la vida. O tal vez los buscan y sólo entonces inyectan la fórmula de la vida a partir de la cual se desarrollan especies como la nuestra.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Si el experimento tiene éxito, los Creadores siguen observando, prácticamente sin interferir en las actividades de los sujetos experimentales. Y si no, entonces destruyen las especies que no han tenido éxito y vuelven a poblar. Hay mucha gente buena y amable. A veces, incluso parece que hay más, y nosotros, como civilización, no estamos todos desesperados. Por lo tanto, esta teoría podría estar más cerca de la verdad, queremos creer.

Gracias por leernos. Te invitamos a seguirnos en nuestra Página de Facebook, para estar al tanto de todas las noticias que publicamos a diario. También puedes unirte a nuestro Grupo oficial de Facebook, y a nuestra comunidad en Telegram.

Te recomendamos leer:

Redacción CODIGO OCULTO

Redacción CODIGO OCULTO

Autor

La verdad es más fascinante que la ficción.

8 Comentarios

  1. luis antonio guerrero barros

    Que importa si ha habido otras civilizaciones antes de todas formas nadie sobrevive.

    Responder
  2. Lic. María de los Ángeles Blake

    Me voy a animar a comentar algo antes de irme a casa… de nuevo a las 22.
    Yo pienso que Luis se equivoca, sí importa, no tanto por el hecho de “encontrarnos” en una posición similar, sino porque lo evolutivo tiene que ver con la biología, pero también con el entendimiento, con “saber”, “entender”, y por sobre todas las cosas con reconocer que esa “no sobrevivencia” de cada uno siempre deja atrás a otros que son como uno, o al menos se le parecen.
    Arriba ese ánimo amigo Luis! que los bajones pasan y si las cosas no tienen solución, pues a entender que en el otro extremo de la mesa todavía hay sillas vacías.
    Con el “asuntito” de las civilizaciones pasadas, las viejas, dejo aquí un párrafo de mi querido amigo que habla sobre ellas cuando su presentación del Congreso de Astrofísica de Viena de 2002.
    “¿Piensas que estás quieto porque no percibes el movimiento?, tu cerebro te engaña, la Tierra gira sobre su eje, y alrededor del Sol, y éste se desplaza en una danza rítmica planetaria por la Galaxia, y ésta a su vez se aparta del centro original del universo conocido.
    Si te vieras moverte como observador ocasional sentado en una esquina del espacio, pasarías frente a ti como una exhalación, un parpadeo.
    La Tierra no está hoy donde estaba en sus inicios cuando la vida compleja era posible, estamos muy lejos de allí, la ciencia tradicional no se ocupó de entender cuál era el lugar dónde estaba nuestro planeta en aquellas eras, y hacer un trazado cronológico de nuestro recorrido universal.}
    ¿Y si hace millones de años estuvimos cerca de un planeta ya civilizado, y ya teníamos vida compleja, recursos y sostenibilidad planetaria?, de seguro entonces hubiéramos sido colonizados.
    ¿Y qué pasó con ello?, ¿Dónde están los “residuos” de tales abordajes?.
    Tal vez escondidos en las técnicas del uso de geo polímeros para construir las pirámides con sus 8 lados, no 4.
    Tal vez en los restos de bloques manipulados aplastados bajo los glaciares patagónicos, o allí mismo en la pirámide mas austral del mundo que por fortuna no cayó en mano de científicos newtonianos ávidos de laureles colgados en sus currículos y poca fe.
    Tal vez donde las teorías, de las teorías, del resto de las teorías de los teóricos mas recalcitrantes del mundo no alcanzan: debajo de las aguas que hace miles de años era suelo seco.
    Por ejemplo en las formaciones de bloques de piedra bien dispuestos costa afuera en varios lugares del mundo.
    Sí es posible que muchas ruinas, restos y pruebas hayan sido “comidos” por la Tierra misma a través de sus incesantes deslizamientos tectónicos, pero todavía quedan pistas aquí y allá.
    Ocurre que si miramos hacia afuera veremos lejos el cinturón de asteroides, la Luna, Marte y sus hermanos menores y mayores, si en la Tierra hubo alguna civilización capaz de desarrollos tecnológicos, no dudemos que llegaron hasta allá arriba, o abajo depende de donde estemos girando en ese momento.
    Uno de los conflictos de la interpretación de la Vida en la Tierra proviene del Sol mismo, es el mismo Sol, nadie nos lo cambió por otro a mitad de camino, y opera igual que como cuando empezó a operar desde el principio de los tiempos terrestres.
    Hemos aprendido que el impacto de la partículas solares deja una marca identificable en la “sustancia” terrestre, y esa identificación no solo se da en la superficie, sino debajo de ella y debajo de las aguas de lagos, mares y océanos, y también debajo del lecho de los mismos.
    Eso nos indica que el Sol estuvo allí en algún momento, y si estuvo el Sol, estuvo la vida, sea cual fuera.
    EL enorme megalito tallado descubierto hace una década a 4800 metros de profundidad en el Océano Pacífico, no se cayó de un barco, ni es una formación natural, es muy probable que se trate de una cultura primitiva, antigua, una de las tantas.
    El asunto no es solo mirar las estrellas, es mirar la sombra que las mismas producen en la Tierra, sino ¿Qué sentido tiene buscar?, para encontrarnos a nosotros necesitamos encontrar a los que nos precedieron por miles o millones de años, pero para eso necesitamos dejar nuestros egos y avaricias de lado.
    Nosotros ya lo empezamos a hacer, depende de las grandes mentes que planificar buscar nuevos planetas para ir a vivir, la decisión de aprender que la Tierra es un planeta que se renueva, reconstituye y rehace una y otra vez, y que siempre permite el desarrollo de la vida”.
    ¿Interesante, no?.

    Responder
  3. Javier

    No necesariamente debemos encontrar un objeto fuera de contexto y de una tecnología incompresible en las ruinas de una civilización antigua, para poder aseverar que fuimos visitados en la antigüedad por seres de otro planeta.
    Si la finalidad de una visita extraterrestre en la antigüedad de nuestro planeta, fuera la de evidenciar su presencia, hubiéramos encontrado diversas pruebas de ello por todos lados, para inducirnos a pensar sobre su presencia. Cosa que no ha sucedido al día de hoy. O por lo menos no se ha descubierto, y si se hizo fué censurado, por algún motivo desconocido, tal vez para no generar pánico y confusión, o tal vez como narraba MichaeL Cremo en su libro “Arqueología prohibida”, cuando se encuentra algún resto arqueológico que no cuadra dentro del proceso de evolución de la historia lineal, simplemente se aparta, se hace a un costado por no comprenderlo. Ejemplo, encontrar dentro de la ruinas arqueológicas de una civilización muy antigua, un artefacto de fabricación y tecnología desconocida al día de hoy, para un fin también desconocido.
    Por otro lado, como se indicó correctamente en el artículo, nada resiste el paso de los siglos y los eones.

    Responder
  4. Lic. María de los Ángeles Blake

    Solo un nota aclaratoria, respecto de lo que afirma Javier en el comentario de arriba.
    El concepto de “colonizar” un planeta, si al menos me tomo la libertad de interpretar las ideas en el relato que aporté, se corresponde con el hecho que en la Tierra ya eras atrás existía una civilización, sea cual fuere ésta.
    La suposición de los “alienígenas ancestrales”, “extraterrestres de la antigüedad” y otros términos por el estilo, tienen que ver con un menosprecio de la capacidad evolutiva de la raza humana o sus predecesores “terráqueos” si fuera el caso.
    Por ejemplo, después de 8 años de investigaciones, verdaderas investigaciones de campo con instrumental, científicos de verdad y laboratorios bien equipados, con presupuestos adecuados y medios físicos tecnológicos a la medida, de un centenar de antiguas estructuras en Egipto (también se realizaron en otro ciclo de trabajos en diferentes lugares del mundo con otras técnicas), se encontraron en un 65% de los casos restos orgánicos y tecnológicos dentro de las “piedras”, incluso de las pirámides de Giza, pelos humanos, uñas, restos de ADN de piel humana, tela, trozos de cerámica y piezas metálicas.
    Eso indica que las enormes rocas que la ciencia tradicional se obsesiona por explicar que fueron movidas por rampas y cortadas con cinceles de cobre, en realidad fueron manufacturadas como las de otros tantos lugares, Latinoamérica incluida.
    Por otra parte algunos de los denominados OOPARTs están fabricados con metales inoxidables y tienen miles de años, otros fueron encontrados en condiciones impensables y cada uno tiene una historia detrás.
    No todo desaparece, clarísimo es el ejemplo de aquel hueso de dinosaurio de millones de años que todavía conservaba a ADN analizable en su espacio inter medular, ni hablar de los cilindros de aluminio y acero al carbono que hoy todavía giran, después de miles de años, en algunos templos de la India esperando los rezos de los fieles, o las enormes plataformas de piedra en Irán, sumergidas bajo toneladas de desierto y que parecen haber sido cubiertas con alguna clase de producto y luego cristalizadas.
    Sí se necesitan pruebas, efectos sobre los que se pueda trabajar, estudiar, teorizar y plantear hipótesis.
    El universo del misterio es muy mal acostumbrado en nuestros días, cualquiera sale con cualquier información, dato y propuesta que pretende se convierta en una idea madre, y que en la mayoría de los casos son solo invenciones tendenciosas para engordar los egos, hacer dinero o cosas mas abyectas.
    Las pruebas están allí dando vueltas, y aún no sabemos que hay en los cuerpos celestes cercanos.
    El asunto es ¿Cómo puedo explicar algo si no me importa si encuentro o no algo, pero lo explico igual?.
    Así estamos con el nuevo relato UAP creado exprofeso para enganchar incautos, lo dijo muy claro J.W. Sofía y J.A. Caravaca y cada vez hay mas críticos a tal relato, donde la gente se come lo que le ponen en el plato sin siquiera olerlo.
    Hoy la humanidad tiene artefactos posicionados en los radios de Lagrange que escudriñan el universo, ¿Cómo hicimos para llegar tan lejos en tan solo 300 años, desde los primeros motores a vapor?, ¿Alguien imagina lo que la humanidad puede lograr con 700 años más abajo del brazo?.
    Y ¿Si no buscamos pruebas, y si no nos importaran, cómo podemos estar seguros que antes, millones de años atrás en la Tierra, no hubo alguna civilización que creció y prosperó por miles de años?.
    Si no se entiende, pregunten que lo aclaro.

    Responder
    • Javier

      La navaja de Ockham.
      En el método científico, la navaja de Ockham no se considera un principio irrefutable y ciertamente no es un resultado científico. «La explicación más simple y suficiente es la más probable, mas no necesariamente la verdadera»
      Pirámides.
      Al día de hoy no se ponen de acuerdo como fueron manipulados los grandes bloques de las pirámides egipcias para que calcen con tal grado de precisión.
      Hay teorías que hablan sobre la posibilidad de que la gran pirámide tuviese una función distinta a la que la ciencia le atribuye. Hay mucha información al respecto y por supuesto con una base de sustento bastante interesante. Cito un ejemplo solo.
      https://codigooculto.com/enigmas/energia-electrica-inalambrica-gran-piramide/
      El mismo Nicola Tesla Tesla estaba obsesionado con ello.
      La presencia de “alienígenas ancestrales” en la antiguedad es una hipótesis que puede ser equivocada. Pero: ¿Cuál es el propósito de la vida, creer ciegamente en la verdad “impuesta” o buscarla? No me parece tan extravagante la idea de pensar en ello como posibilidad.
      Por lo tanto, cualquiera que realmente busque la verdad no puede ignorar nuevos puntos de vista simplemente porque no calcen en su esquema de pensamiento, o creencia.
      En otras épocas toda teoría arriesgada pareció ser una utopía. Cuántas utopías se han convertido en realidad. Por supuesto que los ejemplos dados aquí buscan indicar las posibilidades más exageradas. Por ello no lo descartaría, ya que con la navaja de Ockham, podría estar buscado la respuesta del lado equivocado, del lado más simple…

      Responder
  5. Lic. María de los Ángeles Blake

    No voy a entrar en discusiones, realmente no fue mi intención contradecir u ofender a quién expresó una idea, pero tengo que aclara que mi posición no deviene de la ciencia únicamente, mi profesión sí está relacionada con la ciencia y la tecnología, pero tengo suficiente amplitud mental para la “artes”.
    ¿Alguien escuchó alguna vez aquello de “las artes y la ciencia conducen a la humanidad”?, es del Siglo III dicho por Amir Ibn-Faruk uno de los mas grandes creadores de autómatas de la antigüedad, y refería a que tanto los descubrimientos de la primitiva mecánica, como las concepciones de la creencia humana acerca de lo sobre natural (“EL Arte” por “El arte de la fe” de lo que hoy llamamos el Oriente Cercano, un libro sobre creencias místicas que incluía desde los Djinn hasta las ciudades flotantes del desierto) son los matices que forman el pensamiento y la capacidad de entender el mundo.
    Yo expreso lo que tengo en mi interior, lo que sé, en lo que creo, lo que he aprendido en el curso de mi vida, no estoy revisando notas y anécdotas para escribir un comentario, tampoco bibliotecas ni medios digitales.
    Todos hablan del monje inglés “creador” de uno de los primeros métodos científicos de Occidente, “Occidente” por la Europa porque en el Oriente la tenían muy clara desde hacía muchos siglos atrás.
    Todos hablan y la mayoría lo hace con las pocas referencias que hay publicadas, yo no hablo del monje ni de sus pensamientos pues tengo una colección de fotos de unos pergaminos donde él expresó esas ideas, fotos que hace años me fueron facilitadas por mi amigo de unos de sus trabajos en los Archivos Vaticanos, donde el monje todavía es una bolilla negra como lo fue Galileo Galilei hasta no hace mucho, cosas de la Iglesia.
    Sus manuscritos originales nada tienen que ver con la interpretación que se le da a sus “palabras” hoy en día, como muchas historias, esa historia está retorcida y trucada para “la gilada”, para que la repita sin cesar hasta que se convenzan de que es verdad, ya por el sí o por el no.
    Leo arriba “En el método científico, la navaja de Ockham no se considera un principio irrefutable y ciertamente no es un resultado científico. «La explicación más simple y suficiente es la más probable, mas no necesariamente la verdadera»” como el contenido de una opinión, de un comentario que realiza una afirmación, yo ya había leído esa clase de expresiones.
    Aquí, en Wikipedia: “En el método científico, la navaja de Ockham no se considera un principio irrefutable y ciertamente no es un resultado científico. «La explicación más simple y suficiente es la más probable, mas no necesariamente la verdadera»”.
    Como dije no voy a discutir, una cosa es comentar desde el propio interior y la otra es copiar y pegar para que los otros asuman que lo que se dice proviene del propio conocimiento.
    Y sobre las pirámides, tuve la suerte de estar presente cuando las investigaciones que mencioné, recorrer los pasadizos negados a los turistas y ver de primera mano los resultados de las tareas de laboratorio; pero si alguien quiere seguir con la teoría de la “manipulación” de los grandes bloques de piedra ¿Quién soy yo para negarles el gusto de esa visión de la realidad?.
    “La realidad se construye individualmente, pero no siempre coincide con la verdad” (sí!, del monje inglés), que justamente está en una de las carpetas de un caso investigado en 1975 por MUFON, dicho por uno de los testigos mejor calificados de los que se puede tener, que tuvo un avistamiento traumático junto a su familia.
    Y aquí me quedo con este asunto, disculpas si ofendí a alguien, no fue -para nada- mi intención.

    Responder
    • Javier

      María de los Angeles.
      Todo ésto es una gran hipótesis. Sobre la cual se han escrito muchos libros de ciencia ficción.
      Ya que le gusta el arte, le recomiendo un libro: “El fin de la infancia” de Artur C. Clarke y la invito a debatir sobre la siguiente nota, vieja por cierto y muy interesante, sobre la cual hay mucha info. en la web.
      https://codigooculto.com/enigmas/dinosaurios-inteligentes-evacuaron-la-tierra-hace-millones-de-anos-la-hipotesis-reptiloide/
      Bueno saludos y ningún resentimiento!

      Responder
      • Lic. María de los Ángeles Blake

        Todo bien Javier, nada pasa, no estar de acuerdo es una de las razones por las cuales escribo ya que el debate educado “produce”.
        Disculpe si fui demasiado ácida, pero no me gusta que algo me quede en el tintero, Ud. entenderá.
        A mi vista y desde mi biblioteca de documentos, que aclaro son en su inmensa mayoría científicos, no veo esto como solo una gran hipótesis, pero esa es mi visión.
        Sobre Clarke, tengo la rara suerte de tener todos sus libros de primera edición, y todos autografiados por él, ya leí el que Ud. me indica.
        Tuve la oportunidad de conversar en persona con él allá por principios de los ’90, descubrí en ese entonces que lo poco que se intuye de él a través de sus libros, es nada en relación a quién era en realidad.
        Sobre los “reptiloides” veré si me animo, en verdad tengo mi opinión formada sobre el asunto y no quisiera que alguien se ofendiera, ya veré.

        Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Síguenos y únete en nuestras redes sociales

Síguenos en Telegram

Conócenos

Código oculto

La historia y sus misterios, civilizaciones antiguas, Ovnis, Vida extraterrestre, Complots. Información alternativa para liberar mentes. Leer más

SUSCRÍBETE (ES GRATIS)

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Obras registradas

Safe Creative #1803242717113

Sitios recomendados

Exploración OVNI
UFO Spain Magazine
Ahora:
Total:

¡DALE AL PLAY! ▶

También te podría interesar…

Calendario de Adán: ¿los megalitos más antiguos del mundo?

Calendario de Adán: ¿los megalitos más antiguos del mundo?

También llamado el "Stonehenge africano", el Calendario de Adán es la estructura hecha por el hombre más antigua del que se tenga registro. Superando por decenas de miles de años al Stonehenge original y la Gran Pirámide de Giza. Ubicado En Mpumalanga, Sudáfrica, el...

Ciudad del Jaguar: la misteriosa urbe perdida maya

Ciudad del Jaguar: la misteriosa urbe perdida maya

Gracias a la tecnología, en el año 2013 en un trabajo arqueológico realizado por un equipo conformado por norteamericanos y hondureños, se logró el descubrimiento de la Ciudad del Jaguar. De acuerdo con uno de los investigadores puede tratarse de una nueva cultura,...

Samabaj: El misterio de la “Atlántida” Maya

Samabaj: El misterio de la “Atlántida” Maya

Sacar a luz los secretos religiosos más íntimos de un mundo casi olvidado, y compartirlos con el mundo entero, es uno de los mayores logros de la arqueología actualmente. Éste inédito acontecimiento ha sido posible gracias al descubrimiento de las ruinas mayas de...