Uruk: la primera ciudad del planeta que podría esconder los secretos de la humanidad


6.5k shares
Uruk: la primera ciudad del planeta que podría esconde los secretos de la humanidad

Uruk sigue guardando muchos secretos sobre la humanidad, sorprendiendo a la arqueología tradicional en cada nueva excavación con historias que se nos han ocultado durante décadas, pero que tarde o temprano han salido a la luz…

Uruk fue una ciudad que existió al sur del valle de los ríos, a orillas del Eufrates y desde ese punto, su cultura se extendió por toda Mesopotamia hasta convertirse en la primera y más importante ciudad del planeta. Cuna de reyes majestuosos y legendarios como Gilgamesh. Un Dios que se alejaba mucho de lo que conocemos como «humano» y se acercaba más a un extraterrestre.

Pero antes de hablar de Gilgamesh, tenemos que mencionar los orígenes de una de las ciudades con más misterios de la antigüedad.

Orígenes y descubrimiento de Uruk

Ruinas de Uruk
Ruinas de Uruk. Crédito: SAC Andy Holmes/Wikimedia Commons

Se descubrió en 1849 gracias a William Loftus, a pesar de que los arqueólogos más reconocidos no llegaron a ella hasta el siguiente siglo; 1912-1913. Julius Jordan junto a la Sociedad Alemana Oriental descubrió el templo de Ishtar durante esa época, sorprendiéndolo con sus mosaicos y ladrillos de adobe.

Pero lo que más le sorprendió fueron las ruinas del antiguo muro que cubrió toda la ciudad hace más de 3.000 años a. C, el cual, de acuerdo a estudios posteriores, alcanzó a medir más de 15 metros de altura y tuvo un largo de más de 9 kilómetros. Muro que fue construido por
el rey Gilgamesh.

En los años cincuenta, Heinrich Lenzen encontró unas tablillas escritas en dialecto sumerio y que tenían una datación cercana al 3.300 a. C. y que describían a Uruk como el primer centro urbano que usó la escritura, como un método de comunicación común, del día a día.

Todos estos hallazgos demostraron, muy al contrario de lo que todos creían para la época, que Uruk se convirtió, no solo en el primer asentamiento humano urbano, sino en el núcleo de la sociedad, con un poderío económico floreciente y superior a cualquiera.

Además, destacando en la sucesión de templos coronados en zigurats y palacios, quién llegó albergar para el 2.900 a. C, al menos 80.000 personas, transformándola en la primera ciudad del planeta.

¿Por qué destacó tanto sobre las demás?

Ruinas de Uruk
Ruinas de Uruk. Crédito: Haidar/Wikimedia Commons

Durante toda su historia, Uruk también vivió diferentes etapas, su fundación como un asentamiento neolítico por el año 5.000 a. C., transformándose en una ciudad poderosa e influyente entre el año 4.000 y 3.000 a. C, hasta su desaparición después del 700 d. C.

Aun así, la influencia de Uruk fue tan poderosa, que existe un periodo de tiempo que lleva su nombre, convirtiéndose en la metrópoli más influyente de las sociedades humanas.

Sin embargo, aún se desconoce cómo Uruk llegó a convertirse en el epicentro de la sociedad y tuvo tanto dominio. Se conoció su poderío económico, la tierra perfecta que existía en el valle de los dos ríos, lo que seguramente le hizo cultivar los mejores alimentos de la zona.

Posiblemente esto atrajo a más personas que se unieron al urbanismo, creando comercios con diferentes regiones, ocasionando que las personas no debieran luchar por su subsistencia, dándole la oportunidad a dedicarse a otras tareas, logrando que nacieran todo tipo actividades, festividades, arte y más.

Pero también se cree dentro de los círculos teóricos, que tuvo una influencia «divina», que no pertenecía a este planeta.

Las misteriosas historias de los Dioses

Quién dio origen a esta ciudad fue Enmerkar, un ser que ha estado en el ojo del huracán desde… siempre. Zecharias Sitchin, uno de los más grandes estudiosos de la antigüedad, menciona incluso la disputa que sostuvo Enmerkar con el Señor de Aratta.

Una disputa que finalizó con una gran tormenta que deshizo una terrible sequía que invadía a Aratta, la cual Enmerkar quería aprovechar para hacerse de su reino. El señor de Aratta, de acuerdo a la historia, declaró lo siguiente: «Inanna, la reina de las tierras, no ha abandonado su Casa en Aratta; no le ha entregado Aratta a Erek».

Inanna era una Diosa que se movía en su «barco espacial», y se puede ver en representaciones como si piloteara una especie de nave.

Gigalmesh, la primera epopeya  de la humanidad

Estatua de GIlgamesh
Estatua de GIlgamesh. Crédito: Kadumango/Wikimedia Commons

Tablillas cuneiformes que fueron encontradas en Ninive, narran historias de gigantes, extraños monstruos y, como no, misteriosas naves voladoras.

De todas estas, la que más llama la atención es la de Gilgamesh, considerada la epopeya más antigua de la humanidad, incluso más que el Viejo Testamento, quién copió claramente su historia acerca de la creación, cambiando el nombre de Gilgamesh por Noé.

Un ser de hace 5.000 años que gobernó despóticamente a Uruk, y que ciertos textos histórico lo muestran como alguien que realmente existió, pero con un origen fantástico y desconocido.

Por desgracia, su historia completa no sobrevivió el paso del tiempo, pero lo que se puede intuir en el resto de las tablillas encontradas, muestran una historia de lucha, vida y muerte.

Los sumerios consideraban a Gilgamesh como «El hombre para el cual todas las cosas eran conocidas». Decían que era un híbrido entre los dioses que «provenían del cielo» y los humanos. Además, mencionan que no tenía defectos; cuando los dioses lo crearon, lo hicieron dos tercios Dios y un tercio humano. Creando un ser perfecto.

Cómo hemos podido observar, muchas parte de «nuestra historia», contada por la arqueología y la historia ortodoxa y tradicional, nos ocultan muchos detalles acerca de nuestros orígenes. Uruk es una clara muestra de esto, junto a sus relatos sobre Dioses que nos llevan a pensar sí, realmente, no existió una «influencia» más allá de lo que conocemos. Erick Sumoza

Referencias: Historiaantigua, Inframundo, Oldcivilization

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados. Prohibida su copia sin autorización.


Like it? Share with your friends!

6.5k shares
Erick Sumoza

Escritor especializado en la investigación de ciencia, tecnología, teorías alternativas e historia oculta. Siempre trabajando por la verdad y en contra de la censura.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *