Científicos encuentran “algo inesperado” en las aguas profundas bajo la meseta del Colorado
Publicado el 26 Jul 2022
© Imagen: PxHere / Public domain

La meseta del Colorado ha revelado a los investigadores algo inesperado: las fuentes de agua más profundas de la Tierra podrían no ser tan antiguas como suponíamos.

Según las muestras tomadas en las profundidades de la meseta del Colorado, los restos salobres de antiguos mares que constituyen la base de muchos sistemas de aguas subterráneas podrían no estar tan perfectamente aislados del mundo superior.

Cuando los investigadores intentaron datar la cuenca Paradox (o Cuenca de la Paradoja) de la región, entre Colorado y Utah, descubrieron que el agua “joven” había sido arrojada a una profundidad de hasta tres kilómetros.

La afluencia de agua fresca habría sido suministrada por las lluvias, el deshielo o los acuíferos naturales hace tan sólo entre 400.000 y 1.1 millones de años.

Aunque esto puede parecer muy antiguo en términos de tiempo humano, es increíblemente fresco si se tiene en cuenta que el agua del mar en la base de la cuenca Paradox ha estado atrapada allí probablemente durante varios cientos de millones de años.

¿Cómo se filtró “agua joven” a grandes profundidades?

Entonces, ¿cómo se filtró un montón de agua fresca y joven a tanta profundidad y tan rápido? Por lo que se ve, un montón de lavado, mezcla y disolución.

Grant Ferguson, geólogo de la University of Saskatchewan, dijo en un comunicado:

“Las cosas son más dinámicas ahí abajo de lo que pensábamos”.

Meseta del Colorado

Imagen: PxHere

Los inesperados descubrimientos se basan en una forma especial de datación isotópica que permite explorar amplias escalas de tiempo, mucho mayores que las de la datación por radiocarbono.

El isótopo en cuestión es el krypton 81 radiactivo, que tarda más en descomponerse que el carbono. Su vida media puede utilizarse para estimar la edad del agua de 1,2 millones de años.

Al aplicar esta técnica a muestras de gas procedentes de perforaciones de entre 500 metros y 2.7 kilómetros de profundidad, los investigadores comprobaron que el agua circulaba en profundidad desde la superficie.

En concreto, las aguas más profundas contenían componentes de agua relativamente jóvenes que parecen haber diluido parcialmente el agua más antigua y salada.

Este podría no ser el caso en otros sistemas de aguas subterráneas, pero en la cuenca Paradox, la topografía es tal que el agua puede penetrar fácilmente hacia abajo.

Hace unos 10 millones de años, explican los autores, la meseta del Colorado sufrió un periodo de erosión generalizada bajo su lecho.

Ferguson agregó:

“Esencialmente, lo que hizo la incisión fue crear drenajes que permitieron que el agua de la superficie penetrara y arrastrara las antiguas aguas altamente salinas de los acuíferos tanto por encima como por debajo de los depósitos de sal en el centro del sistema de aguas subterráneas profundas”.

Potencial riesgo

Los resultados sugieren que Estados Unidos debe ser mucho más cauto en el tratamiento de sus sistemas de aguas subterráneas. Si la cuenca del Paradox se revuelve con tanta facilidad, significa que cualquier contaminante procedente de fosas sépticas, vertederos o de la agricultura podría infiltrarse a niveles profundos más rápido de lo que se supone.

Meseta del Colorado

Imagen: PxHere

En la actualidad, las aguas subterráneas abastecen de agua potable a más de un tercio de los Estados Unidos y prácticamente a toda la población rural. La explotación de la fuente requiere la excavación de pozos, pero el agua más antigua y profunda también recarga de forma natural los ríos y lagos.

Si se agota demasiado el sistema, tarda mucho tiempo en volver a llenarse. Lo mismo puede decirse de la dilución de los contaminantes, que ya son un problema.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Un estudio de 2015 descubrió que una de cada cinco muestras de agua subterránea en Estados Unidos contenía un contaminante, ya sea de origen humano o geológico.

Ferguson dijo:

“[Estamos] pensando en las diferentes formas en que utilizamos el subsuelo, ya sea en el almacenamiento de fluidos de petróleo y gas, o en el secuestro de carbono, tendremos estos legados en el futuro”. No creo que hayamos examinado realmente estos sistemas de la forma en que podríamos o deberíamos hacerlo”.

Los hallazgos de la investigación han sido publicados en Geophysical Research Letters.

Gracias por leernos. Te invitamos a seguirnos en nuestra Página de Facebook, para estar al tanto de todas las noticias que publicamos a diario. También puedes unirte a nuestro Grupo oficial de Facebook, y a nuestra comunidad en Telegram.

Te recomendamos leer:

Fuente: sciencealert
Redacción CODIGO OCULTO

Redacción CODIGO OCULTO

Autor

La verdad es más fascinante que la ficción.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Síguenos y únete en nuestras redes sociales

Síguenos en Telegram

Conócenos

Código oculto

La historia y sus misterios, civilizaciones antiguas, Ovnis, Vida extraterrestre, Complots. Información alternativa para liberar mentes. Leer más

SUSCRÍBETE (ES GRATIS)

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Obras registradas

Safe Creative #1803242717113

Sitios recomendados

Exploración OVNI
UFO Spain Magazine
Ahora:
Total:

¡DALE AL PLAY! ▶

También te podría interesar…