Los Ídolos de los Ojos en Siria: esotéricas estatuillas con apariencia «alienígena»


119 shares
Los Ídolos de los Ojos en Siria: esotéricas estatuillas con apariencia alienígena

Estas estatuillas mesopotámicas de hace 5.000 años generan intriga debido a su misterioso significado, contexto mitológico y apariencia alienígena.

El lugar de origen de los Ídolos de los Ojos es la antigua ciudad de Tell Brak en Siria, el norte de la antigua Mesopotamia. Son más de 1.000 figuras de piedra caliza y alabastro que se encontraron en el denominado Templo del Ojo.

Han sido datados en los años 3.000 a. C. cuando Tell Brak estaba bajo dominio del Imperio Acadio. También se pudieron encontrar muchas otras similares al sur de Turquía, Irán e Iraq.

El aspecto más llamativo de los Ídolos son los enormes ojos que sobresalen sobre los cuerpos en formas de cono. Algunos tienen múltiples pares de ojos y otros 3. Esta característica ocular tiene la mayor importancia porque no poseen otras características faciales.

Ídolos de los Ojos, Tell Brak
Ídolos de los Ojos, Tell Brak. Crédito: MessageToEagle.com

La apariencia genera cierto desconcierto (¡recomiendo no mirarlos por mucho tiempo!), como si hubieran sido creados como recordatorios de una omnipresencia, un tipo de Ojo que Todo lo Mira egipcio, una deidad o deidades que vigilarían a la humanidad a través de estas múltiples figuras. Por esto es que las estatuillas se asocian con la mitología mesopotámica y sumeria.

También tendrían un lado esotérico, ya que su pequeño tamaño evoca a  los amuletos en contra del llamado «Mal de Ojo», una especie de «embrujo» nacido de la energía negativa transmitida con la visión. Tal creencia esotérica se puede observar probablemente en todas las civilizaciones (Mesopotamia, Egipto, Israel, etc).

Amuleto del Ojo Múltiple de Horus, Egipto
Amuleto del Ojo Múltiple de Horus, Egipto. Imagen de Wikimedia commons,

Los Ídolos de los Ojos estarían relacionados con los Annunaki y sus «ojos en el cielo»

Los ojos que observan y miran”

Ese es el significado de Igigi, que serían unos dioses menores que trabajarían para los Annunaki, de acuerdo a la mitología sumeria. Ellos eran los «Vigilantes», quienes observaban a la humanidad desde el cielo.

Según los teóricos de los alienígenas ancestrales, la descripción de los Igigi podría interpretarse como la de entidades extraterrestres que vigilaban la Tierra en naves colocadas en una órbita. Este aspecto mitológico está relacionado con los Ídolos de los Ojos de Tell Brak porque la época en que fueron datados sería la época de máximo dominio Annunaki en Mesopotamia (incluyendo Tell Brak). Por eso podrían tener la finalidad de recordatorio de la perpetua vigilancia de los Annunaki.

Tiene sentido pensar que los Ídolos de los Ojos son más representativos del esoterismo mesopotámico que de alienígenas ancestrales, pero la apariencia «extraterrestre» de las estatuillas es innegable. El diseño recuerda mucho al de otras esculturas emblemáticas de la teoría de los antiguos astronautas, principalmente por los amplios ojos:

Comparación de los Ídolos de los Ojos con esculturas representativas de alienígenas ancestrales. Izquierda: Ídolo de los Ojos, Izquierda centro: Estatua Dogū. Derecha centro y derecha: estatua de Nammu, diosa Annunaki
Comparación de los Ídolos de los Ojos con esculturas representativas de alienígenas ancestrales. Izquierda: Ídolo de los Ojos, Izquierda centro: Estatua Dogū. Derecha centro y derecha: estatua de Nammu, diosa Annunaki. Crédito: Wikimedia commons.

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados.


Like it? Share with your friends!

119 shares
Erick Nielssen Maravilla
Escritor nicaragüense que indaga en temas de historia, ciencia, religión y esoterismo. Apoyando la investigación normativa y también la alternativa.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *