El Oro y las civilizaciones antiguas: el poder sobrenatural del preciado metal


288 shares
El Oro y civilizaciones antiguas: el poder sobrenatural del preciado metal
Imagen editada por CodigoOculto.com

Egipcios e israelitas describen escenas sobrenaturales que involucran una versión transformada del Oro.

El Oro, específicamente en su forma de «Polvo Blanco», tendría propiedades del tipo sobrenatural. Sería como el Elixir de la Vida, como la mismísima Piedra Filosofal de la alquimia. Este conocimiento habría sido desarrollado (u otorgado por dioses) desde la época del antiguo Egipto (¡incluso desde Mesopotamia!).

En CodigoOculto.com ya habíamos hablado sobre el Oro Monoatómico, o como sería conocido de forma más científica en la actualidad.

Los efectos que produciría en el ser humano serían más que todo como de despertar espiritual, y que incluiría la adquisición del conocimiento (y dominio) de energías invisibles (¿electromagnetismo?).

En varias partes de la Biblia se habla del oro como ofrenda a Dios. En Números 31:50, por ejemplo, se ofrecen artículos de oro para hacer una «expiación». Esto hace preguntarse por qué un dios, creador del mundo, necesitaría metales específicos.

Éxodo 35:22
Y vinieron así hombres como mujeres, todo voluntario de corazón, y trajeron cadenas y zarcillos, sortijas y brazaletes, y toda joya de oro; y cualquiera ofrecía ofrenda de oro a Jehová.

Algunos ejemplos de la importancia del Polvo Blanco de Oro

Según el autor británico Lawrence Gardner, en el Libro de los Muertos, de los Egipcios, se puede leer la descripción de un ritual con un pan sagrado que consumen los faraones en la transición hacia el Más allá. Que sería el mismo «pan de la presencia» del judaísmo.

En el Papiro de Ani, del Libro de los Muertos, se puede leer la expresión «¿Qué es esto?», que es repetida muchas veces:

Estoy purificado de todas las imperfecciones, ¿qué es esto?, asciendo como el halcón dorado de Horus, ¿qué es esto?, vengo por los inmortales sin morir, ¿qué es esto?

Esto daría a entender que luego de consumir el pan del ritual, comenzaría un proceso de ascenso o trascendencia, desde un punto de vista místico, como si comenzara a observar cosas que no había observado en nuestro mundo físico.

Jeroglíficos dorados de Egipto
Jeroglíficos dorados de Egipto. Crédito: strecosa, Pixabay.

Algo impresionante, y que da que pensar sobre la sincronía entre civilizaciones antiguas, es el llamado Maná, la sustancia que cayó del cielo en el Éxodo para alimentar a los israelitas. Era un polvo blanco que en su forma cocinada era conocido como «el pan del poderoso», el pan de dios.

Maná se traduce como «¿Qué es esto», del hebreo antiguo. ¡Comenzamos a ver las conexiones!

En otro relato del Éxodo, los israelitas funden el oro que tenían para formar el Becerro de Oro. Moisés entonces se molesta y ordena volverlo a fundir:

Éxodo 32:20

20 Y tomó el becerro que habían hecho y lo quemó en el fuego. Luego lo molió hasta reducirlo a polvo, lo esparció sobre el agua, y lo hizo beber a los hijos de Israel.

No obstante, beber oro molido hubiera sido mortal. Según Lawrence Gardner, esto sería un indicador de los conocimientos esotéricos Egipcios que Moisés había adquirido, Moisés conocía el proceso alquímico específico para fabricar polvo de oro monoatómico.

Recolección del Maná. Pintura del siglo XV
Recolección del Maná. Pintura del siglo XV. (Public domain)

El Arca de la Alianza también está relacionado con el Polvo Blanco de Oro. Algunos expertos han dicho que podría haber sido una máquina para fabricar oro monoatómico. Esto le daría más sentido a la idea de adorar ídolos dorados, porque el tipo específico de oro tendría un poder espiritual sobre las personas.

Estos serían solamente algunos ejemplos del Polvo Blanco de Oro siendo clave en varios relatos de israelitas y egipcios.

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados.


Like it? Share with your friends!

288 shares
Erick Nielssen Maravilla
Escritor nicaragüense que indaga en temas de historia, ciencia, religión y esoterismo. Apoyando la investigación normativa y también la alternativa.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *