En un hecho sin precedentes y lamentable, miles de crías de foca han sido encontradas muertas en la costa de Namibia, generando grandes preocupaciones en los grupos de conservacionistas.

Los lugareños quedaron consternados luego de que aproximadamente 5.000 focas bebé aparecieron muertas lo largo de la costa de la península de Pelican Point, convirtiendo el popular destino turístico conocido por sus prósperas escuelas de delfines y colonias de focas en un cementerio de cachorros.

Se sabe que las focas abandonan a sus crías o sufren abortos espontáneos cuando los suministros de alimentos son escasos. Ahora, la muerte de 5.000 especímenes está siendo investigada por el Ministerio de Pesca del país, según informa Bloomberg.

Casi todos nacieron prematuramente y murieron rápidamente debido a sus condiciones, según el biólogo marino Naude Dreyer de Ocean Conservation Namibia.

Dreyer dijo:

“Cuando la hembra embarazada siente que no tiene suficientes reservas, puede abortar. Unas pocas muertes prematuras es un evento natural, pero miles de cachorros muertos prematuros es extremadamente raro”.

El lamentable hallazgo fue realizado mientras Dreyer volaban su drone sobre la colonia de focas de Pelican Point el 5 de octubre.

Dreyer publicó un estado en su página de Facebook:

“Esta es la situación en Pelican Point, Namibia. Todos los pequeños círculos rojos marcan crías de foca muertas. Una estimación aproximada eleva el número a más de 5.000 solo en nuestra colonia de focas. Esto es trágico, ya que constituye una gran parte de las nuevas llegadas de cachorros que se esperan para fines de noviembre”.

La Dra. Tess Gridley dijo a Africa News:

“Normalmente, los lobos marinos del cabo darían a luz desde mediados de noviembre hasta principios de diciembre. Eso es lo que normalmente esperaríamos, pero lo que ha estado sucediendo este año es que ha habido un aumento en abortos que se vieron por primera vez a partir de agosto y que realmente alcanzaron su punto máximo la semana pasada de octubre”.

Sin embargo, las hembras parecen cada vez más demacradas y hambrientas, lo que genera alarma entre los conservacionistas sobre la salud a largo plazo de la población de focas típicamente próspera.

La ausencia de peces en la región y la propagación de enfermedades y toxinas en el agua se encuentran entre las posibles razones de la muerte.

Dreyer dijo:

“Las focas se ven un poco delgadas y probablemente podría ser causado por la falta de comida. Otras colonias de focas en otras playas se ven mucho mejor y no registran la misma cantidad de cachorros prematuros”.

Según Ocean Conservation Namibia, otra tragedia similar a esta sucedió antes en 1994, cuando la hambruna provocó la pérdida de aproximadamente un tercio de la población de focas en Pelican Point, Namibia.

El mes pasado ocurrió en Tasmania, Australia, el peor varamiento de ballenas de su historia. Cientos quedaron atrapadas y muchas murieron.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here