Resuelven el misterio del «cráter del fin del mundo» en Siberia


590 shares
Resuelven el misterio del «cráter del fin del mundo» en Siberia

Un equipo de científicos rusos han concluido que el enigmático cráter formado durante el año 2014 en la Península de Yamal, en el norte de Siberia, fue el resultado de una inesperada actividad de criovulcanismo en la Tierra.

Por lo general, el criovulcanismo se presenta en otros planetas y lunas, debido a las extrañas condiciones de esos mundos. Un criovolcán en básicamente un volcán que expulsa hielo y agua, y posee una estructura idéntica a los volcanes de fuego y lava.

Debido a las temperaturas extremadamente bajas, un criovolcan no lanza rocas fundidas, como lo haría un volcán, sino que expulsa agua y otros compuestos químicos, como metano en estado líquido y gaseoso, y amoníaco.

De acuerdo a la investigación recientemente publicada, el cráter de Yamal podría ser el resultado del colapso de un gran pingo, una colonia existente en las regiones polares, y se habría formado en el interior de una lago que más tarde se secó.

El cráter de Yamal parece ser el resultado del colapso de un gran pingo —una pequeña colina típica de las regiones polares— que se formó dentro de un lago que posteriormente se secó.

Cráter en la península de Yamal en Siberia
Cráter en la península de Yamal en Siberia. Crédito: Itar-Tass/Zuma

Esto sucedió antes de que se completara la congelación, cuando un núcleo de suelo húmedo permaneció sin congelar y almacenó una gran cantidad de dióxido de carbono disuelto en agua intersticial. Esto eventualmente alcanzó la saturación de la fase gaseosa, y la sobrepresión resultante llegó a exceder el estrés de confinamiento de la litosfera y la fuerza del hielo superpuesto. Cuando explotó el pingo, la demarcación del cráter siguió la forma cilíndrica del núcleo de talik remanente, concluyen los científicos, liderados por Sergey N. Buldovicz, de la Universidad Lomonosov de Moscú.

Aunque el cráter fue hallado hace 4 años, hasta ahora se desconocía su origen. Durante el transcurso de los años se han elaborado diversas teorías para explicar el origen del cráter; y las más difundidas fueron la caída de un meteorito y el derretimiento del permafrost.

Tiempo después de haber sido descubierto, el cráter de llenó de agua, y en 2016 se convirtió en un lago con una profundidad máxima de 52 metros y un diámetro de 25 metros.

El estudio científico ha sido publicado en la revista Scientific Reports.

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados.


Like it? Share with your friends!

590 shares
Fernando T.

Editor en CodigoOculto.com / Investigador de MUFON / Ingeniero informático. Me encanta obtener y difundir conocimiento, escribo sobre ciencia y acerca de muchos de los misterios de nuestro Universo.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *