El Gran Colisionador de Hadrones ha acelerado sus primeros átomos

El Gran Colisionador de Hadrones ha acelerado sus primeros átomos

Aunque al LHC o Gran Colisionador de Hadrones se le llama comúmente «el destructor de átomos», no quiere decir que los aplaste. Este gigantesco dispositivo es utilizado para romper protones y conducir núcleos, pero no átomos. Sin embargo, hace unos días las cosas han cambiado. El LHC fue usado para acelerar un átomo de plomo acompañado de todos de sus electrones excepto uno, que fue eliminado.

Este experimento, además de revelar nuevos datos para los físicos, prueba los límites de lo que puede lograr el LHC. Ahora, los científicos esperan que al acelerar los iones puedan generar rayos gamma con suficiente energía para crear otras partículas. Cabe decir que este es un objetivo muy ambicioso y por lo tanto difícil de lograr, sin embargo la prueba realizada el 25 de julio ha sido un buen y prometedor inicio.

Michaela Schaumann, ingeniera de LHC, dijo en un comunicado:

Estamos investigando nuevas ideas de cómo podríamos ampliar el actual programa de investigación e infraestructura del CERN. Descubrir qué es posible es el primer paso”.

En la primera prueba se inyectaron 24 racimos de «átomos» en un haz estable de baja frecuencia por aproximadamente una hora. El LHC fue elevado a su máxima energía posible y se mantuvo estable por aproximadamente 2 minutos antes de ser expulsada al vertedero del rayo del sistema. Otra segunda prueba, utilizando solo seis racimos, se pudo mantener estable por casi dos horas.

Durante la prueba, los operadores del LHC inyectaron «átomos» de plomo que contenían un solo electrón

Durante la prueba, los operadores del LHC inyectaron «átomos» de plomo que contenían un solo electrón. Crédito: Maximilien Brice / Julien Ordan / CERN

Schaumann explicó las pruebas realizadas:

Es realmente fácil quitarse el electrón accidentalmente. Cuando eso sucede, el núcleo se estrella contra la pared del tubo de la viga porque su carga ya no está sincronizada con el campo magnético del LHC. Si demasiadas partículas salen de curso, el LHC automáticamente vuelca el rayo. Nuestra principal prioridad es proteger el LHC y sus imanes”.

Dentro del LHC son disparados átomos por un láser que excita un electrón y que termina eventualmente cayendo nuevamente en su órbita original, reemitiendo un fotón. Pero, en vista de que los átomos se transportan a casi la velocidad de la luz, los fotones emitidos reciben un impulso de energía, lo que los vuelve rayos gamma.

La labor del LHC es por lo general destruir protones, y lo hace aproximadamente la mitad del año. También se dedican cuatro semanas del año a colisionar núcleos atómicos. También se han llevado a cabo pruebas con otros tipos de haces, por ejemplo con núcleos de xenón.

Además, otro de los aceleradores del CERN, denominado Super Proton Synchrotron, también ha sido usado anteriormente para colisionar iones de plomo, como en las pruebas realizadas recientemente.

Una publicación de CodigoOculto.com – Autor: Fernando T. – Todos los derechos reservados.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0
Al dejar un comentario se solicitan datos como tu correo y nombre que se almacenan en una cookie para que no tengas que volver a completarlos en las próximas visitas. Para enviar un comentario debes primero leer y aceptar nuestras Políticas de Privacidad