Contaminación del aire mató a unos 4.5 millones de personas en 2015

Contaminación del aire mató a unos 4.5 millones de personas en 2015

Obtener la cifra exacta de personas que han muerto hasta el día de hoy debido a la contaminación del aire no es sencillo. En este mismo momento todos estamos respirando partículas ultrafinas y gases tóxicos que pueden causar la muerte en pocos años, o causar graves problemas respiratorios y hasta cardiovasculares.

Ahora, científicos de todo el mundo, y que han trabajado por años en obtener estimaciones que se aproximen a la realidad, han lanzado los resultados en un nuevo estudio.

La investigación fue dirigida por científicos del Max Planck Institute for Chemistry en Mainz (MPI-C) y la London School of Hygiene & Tropical Medicine. Los resultados son devastadores, tan solo en 2015, murieron 4.5 millones de personas de forma prematura debido a  enfermedades relacionadas con la contaminación ambiental (al aire libre), y además 237.000 niños menores de cinco años tambien fallecieron por afecciones respiratorias.

No solo la cifra es atemorizante, cuando la analizamos nos damos cuenta que el asunto es mucho peor. De acuerdo a la estimación, por día murieron 12.329 personas; y aunque antes pensábamos que los accidentes de tránsito causaban más muertes, no es así; cada año mueren aproximadamente 1.3 millones de personas, que es 3.5 veces menos que la cantidad de gente que muere debido a este asesino silencioso: el aire contaminado.

Y la cifra ha sido comprobada dos veces, ya que coincide con una investigación realizada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) que indicó que al año mueren 4.2 millones de personas por la contaminación del aire.

El aire contaminado proviene de muchos lugares, algunos insospechados. Desde chimeneas en centrales eléctricas, actividades agrícolas, obras de construcción, y tubos de escape de vehículos. Las partículas que causan más muertes son las más finas; son tan pequeñas que poseen 2.5 micras de diámetro, es decir unas 30 veces más finas que un cabello humano.

Estas partículas se introducen en el tracto respiratorio, aumentando las probabilidades de contraer muchas enfermedades, que pueden ser: ataques cardíacos, accidentes cerebrovasculares y hasta cáncer de pulmón.

Mortalidad por contaminación del aire en 2015

Mortalidad por contaminación del aire en 2015. Crédito: The Lancet: Planetary Health

Y como si eso no fuera poco, el aire contaminado también tiene dióxido de nitrógeno, ozono y dióxido de azufre, que pueden irritar e inflamar el revestimiento de las vías respiratorias.

Además, es posible que 4.5 millones no sea el total de muertes. En la investigación no se ha tomado en cuenta la contaminación doméstica, es decir, lo que sucede en algunas naciones con menos recursos que dependen del carbón y las estufas de leña.

Los investigadores también determinaron, en base a los datos obtenidos, que la  tasa de mortalidad por contaminación del aire era más alta en Asia, y que la tasa más alta de años de vida perdida por persona sucedía en África. El factor común para la mayor ocurrencia de muertes fueron los países con menores ingresos económicos.

Otro dato revelador fue el hallado en Pakistán y la India, donde la tasa de mortalidad fue de 1.2 veces mayor en las niñas que en los niños, y se podría deber a las prioridades nutricionales que se les daba a estos últimos. Simplemente, la contaminación del aire afectó mayormente a los más débiles.

El estudio ha demostrado que las personas en mayor riesgo de ser afectados por la contaminación del aire son los ancianos, los muy jóvenes y las personas enfermas. También, las niñas y mujeres que sufren mayor discriminación social en el mundo, están más expuestas. El grupo mayormente afectado han sido los pobres.

Según otro estudio difundido por The Lancet, la contaminación acabó con la vida de 9 millones de personas en 2015. Esta enorme cifra supera a las muertes causadas por todas las guerras y otras formas de violencia.

De acuerdo al autor principal del estudio, Prof. Jos Lelieveld, químico del MPI-C, una posible forma de solucionar este problema sería contando con el apoyo de la ONU.

Lelieveld dijo:

La ONU podría adoptar ‘aire limpio’ como un objetivo de desarrollo sostenible, que puede tener incluso mayor prioridad que el ‘agua limpia‘, ya que muchas más personas mueren por aire contaminado que por agua contaminada, por un factor de 3 a 6″.

Además, Lelieveld dijo que para contrarrestar a este asesino silencioso, debe realizarse un esfuerzo internacional donde todo el mundo ejerza su influencia, en vez de que cada país implemente su propia legislación ambiental.

El estudio científico ha sido publicado en The Lancet: Planetary Health.

Una publicación de CodigoOculto.com – Autor: Fernando T. – Todos los derechos reservados.

COMMENTS

WORDPRESS: 2
  • comment-avatar
    Egle Neri 2 semanas

    Gracias a su organización por difundir y crear conciencia sobre la importancia de disponer un aire menos contaminado para contribuir a disminuir los indices de mortalidad a nivel mundial por esta causa, casi se equipara a la tasa de mortalidad por falta de alimentos.

    Haré llegar esta información a mis conocidos y no conocidos con miras a alertar sobre este impacto negativo que pone en riego la sobrevivencia humana en algunas partes de este planeta.

    • comment-avatar

      Hola Egle, gracias por seguirnos y difundir este tipo de noticias. Es importante que todos pongan de su parte para evitar estas tragedias. Saludos.

  • DISQUS: 0
    Al dejar un comentario se solicitan datos como tu correo y nombre que se almacenan en una cookie para que no tengas que volver a completarlos en las próximas visitas. Para enviar un comentario debes primero leer y aceptar nuestras Políticas de Privacidad