Esta flauta de hueso de hace 43.000 años destroza los cimientos de la Historia convencional

Esta flauta de hueso de hace 43.000 años destroza los cimientos de la Historia convencional

Parece que los neandertales eran artesanos con un buen gusto por la música, a diferencia de lo que los historiadores han declarado irresponsablemente.

Descubierta dentro de una cueva eslovena en 1995, la flauta de Divje Babe es un artefacto que desafía la historia convencional, fechado a entre 60.000 y 43.000 años atrás, que habría pertenecido a los Neandertales, los primeros homínidos anteriores a los Homo sapiens, o seres humanos modernos.

El artículo milenario hecho de un fragmento del fémur de un oso ha sido considerado de largo como el instrumento musical más viejo nunca desenterrado. Los agujeros presentes en el hueso están espaciados uniformemente y son perfectamente circulares, demostrando que los neanderthales eran amantes de la música con un ojo fino para los detalles, a diferencia del retrato «que nos pintan» de bestias subhumanas, según la mayoría de historiadores.

El sitio arqueológico en Divje Babe, Eslovenia, está situado dentro de una estrecha cueva de 148 pies de largo y 49 pies de ancho, a 750 pies (230 metros) sobre el río Idrijca, cerca de la ciudad de Cerkno.

Más de 600 restos arqueológicos fueron excavados dentro de diez niveles de rocas y suelos, de ellos recordando varios restos esqueléticos de osos de cueva y cerca de 20 chimeneas apuntando a la vivienda de los neandertal de hace aproximadamente 55.000 años.

El fragmento de flauta se extiende a 11,6 mm, y tiene dos cavidades circulares completas de unos 35 mm de separación. Ha habido un ardiente debate sobre si la flauta fuehecha a mano por los neandertales, o por algún feroz carnívoro en ese momento.

Un descubrimiento similar se hizo en 2008 cuando, en una cueva cerca de Ulm en Alemania, otra flauta de hueso que data de 43.000 años fue sacada a la luz. Con cinco agujeros y una boquilla en forma de “v”, el artefacto hecho de huesos de ala de buitre indica una vez más que los neandertales eran capaces de producir instrumentos musicales.

Los científicos dicen que esta flauta de hueso encontrada en la cueva de Hohle Fels se remonta aproximadamente a 43.000 años.

Los científicos dicen que esta flauta de hueso encontrada en la cueva de Hohle Fels se remonta aproximadamente a 43.000 años. Crédito: Jensen / Universidad de Tübingen

Esta idea era difícil de digerir dentro de círculos académicos, por lo que al anunciar este descubrimiento, los investigadores propusieron que «los hallazgos demuestran la presencia de una tradición musical bien establecida en la época en que los humanos modernos colonizaron Europa», ignorando nuevamente el marco temporal y la capacidad de los Neandertal para fabricar tales instrumentos que hubieran sido extremadamente difíciles, si no imposibles de alcanzar con sus herramientas primitivas y su intelecto reducido.

El Dr. Cajus Diedrich del Paleologic Independent Institute of Geosciences ha analizado estos instrumentos musicales atribuidos a los neandertales y ha llegado a una conclusión controvertida: los agujeros presentes en los huesos no son más que marcas de dientes, en este caso particular de hienas. Su estudio fue presentado en la Royal Society of Open Science.

Esto es realmente sorprendente de escuchar, considerando todas las pruebas apuntando en la dirección opuesta, que son completamente ignorados. Además de eso, muchos cantantes profesionales e incluso arqueólogos han tocado estas flautas e hicieron una música asombrosa.

La investigación sugiere que los historiadores han sido engañados por estos falsos objetos y, de hecho, todos esos «instrumentos» atribuidos a los neandertales son simplemente restos masticados por animales», según reporta Mail Online.

«Las hienas produjeron marcas de punción ovaladas redondas en el fémur de los cachorros sólo por los dientes premolares que machacaban los huesos de la mandíbula superior e inferior», afirma el Dr. Diedrich.

Aunque el Dr. Driedrich había descuidado todas las pruebas presentadas a favor de su teoría, la flauta Divje Babe sigue siendo un verdadero instrumento musical a los ojos de muchos científicos.

El hecho de que se origine de un tiempo considerado por muchos como dominado por brutos sin mente sin la capacidad de crear nada de gracia es lo que irrita las mentes paradigmáticas del presente.

Modificar drásticamente los capítulos de la historia definitivamente pondría mucha presión sobre los hombros de algunos académicos que prefieren mantener sus caros títulos más que la verdad misma.

Afortunadamente, el paso del tiempo descubrirá evidencia más desafiante para la historia que volverá a cambiar el paradigma, esperemos que esta vez a este a nuestro favor.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0