Breaking Good: Estudiantes recrean fármacos de 750 dólares por solo 2 dólares

Un grupo de escolares australianos logró recrear una droga que salvó muchas vidas y cuyo precio fue aumentado de forma infame en un 5.000 por ciento de la noche a la mañana, cuando Martin Shkreli, un magnate farmacéutico, compró sus derechos.

Breaking Good: Estudiantes recrean fármacos de 750 dólares por solo 2 dólares

Los estudiantes del año 11 de Sydney Grammar School lograron producir el medicamento Daraprim, comúnmente utilizado para tratar condiciones relacionadas con el SIDA y el Cáncer, por sólo aproximadamente dos dólares australianos (1,48 dólares americanos) por dosis.

La compañía de Shkreli, Turing Pharmaceuticals, aumentó el precio inmediatamente después de comprar los derechos del fármaco en septiembre del año pasado a 750 dólares, lo que le valió al ex Gerente de Fondos de Cobertura el título de «el hombre más odiado de Estados Unidos» (y del mundo quizá también). Los más afectados fueron las personas que sufren algunas de dichas enfermedades y que requieren un tratamiento de 100 píldoras.

El fármaco se usa para tratar la toxoplasmosis, una infección parasitaria que puede causar problemas que ponen en peligro la vida de aquellos con sistemas inmunológicos debilitados, como bebés no nacidos, enfermos de SIDA y algunos pacientes con Cáncer.

Los estudiantes, apoyados por la Universidad de Sydney y los miembros del consorcio Open Source Malaria como parte del Breaking good – Open Source Malaria Schools and Undergraduate Program, hicieron su trabajo de forma pública, en Internet, lo que significó que los científicos podían ver todos los datos generados y ayudarles a acelerar su progreso.

La Doctora Alice Williamson, profesora de postdoctorado de la Facultad de Química de la Universidad de Sydney, que enseñó a los muchachos junto con el Profesor Asociado Matthew Todd, dijo a The Guardian Australia que el hecho de que los estudiantes hicieran la droga demostraría lo sencillo e injustificadamente cara que era.

«Pensé que si pudiéramos demostrar que los estudiantes podían hacerlo en el laboratorio sin un entrenamiento real, podríamos realmente mostrar lo ridículo que era esta subida de precios y que no había manera de que pudiera justificarse», dijo el Dr. Williamson.

Para hacer el fármaco, los estudiantes trabajaron con su maestro de química, el Dr. Malcolm Binns, para encontrar un camino innovador. «No podíamos usar la ruta patentada ya que involucraba reactivos peligrosos», dijo el maestro al Sydney Morning Herald.

Los escolares sintetizaron el producto final la semana pasada y el doctor Williamson dijo que estaba sorprendido por su pureza.

«Es uno de los espectrógrafos más bellos que he visto en realidad», le dijo al Herald. También presentaron los resultados a sus colegas en el simposio de Química Orgánica de Royal Australian Chemical Institute NSW, el miércoles.

«De los 17 gramos de material inicial, los chicos produjeron 3,7 gramos de pirimetamina, el nombre químico de Daraprim, que equivale a unos 110.000 dólares», dijo el Dr. Williams, basado en el precio de Turing Pharmaceuticals.

«Mientras que la droga está fuera de patente, Turing Pharmaceuticals controla su distribución y venta a través de una escapatoria llamada el ‘modelo de distribución cerrada’», dijo el profesor Todd.

«Para colocar el medicamento en el mercado como un genérico, es necesario compararlo con el producto de Turing», dijo. Pero si Shkreli no permite que esas comparaciones se lleven a cabo, los creadores de la nueva droga tendrían que financiar un nuevo ensayo clínico desde cero – algo que puede costar millones. Así se puede ver por qué Turing no tiene competidores en el mercado americano.

Pero el objetivo principal de los estudiantes en todo esto no es vender fármacos – es simplemente mostrar que podría ser creado con mucho menos costo con que el Turing Pharmaceuticals está comercializándolo; y ellos esperan que esto inspire a otros fabricantes para probar su nueva técnica.

Martin Shkreli, magnate farmacéutico, y nombrado «el más odiado de EE.UU.» por comprar los derechos de fármacos utilizados para tratar síntomas del SIDA y Cáncer e incrementar sus precios en 5000%

Martin Shkreli, magnate farmacéutico, y nombrado «el más odiado de EE.UU.» por comprar los derechos de fármacos utilizados para tratar síntomas del SIDA y Cáncer e incrementar sus precios en 5000%

En Australia, actualmente cincuenta tabletas de una dosis de 25 miligramos costarán AUD $ 12,99.

En respuesta a una pregunta en Twitter sobre si los colegiales eran competencia, el magnate de 33 años respondió: «No»; un simple «No» que denota la preocupación de este avaro empresario, y la primera victoria de la justicia en este tipo de casos.

Usted puede leer el proceso completo que los estudiantes realizaron en Open Source Malaria Consortium, y si usted tiene la posibilidad, puede intentar hacerlo en el laboratorio de la escuela secundaria más cercana.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0