Un fuerte sismo de magnitud 7.5 golpeó este lunes a Alaska provocando advertencias de tsunami para una amplia franja de comunidades.

Los funcionarios de seguridad pública en King Cove enviaron una alerta instando a los residentes de la zona costera a trasladarse tierra adentro.

La alerta de tsunami fue emitida por el Centro Nacional de Alerta de Tsunamis después de un terremoto en Sand Point, Alaska.

El Centro Nacional de Alerta de Tsunamis en Palmer, Alaska, dio a conocer que la alerta de tsunami se mantuvo vigente durante aproximadamente 1.529 kilómetros, desde 64 kilómetros al sureste de Homer hasta Unimak Pass, a unos 129 km al noreste de Unalaska. Hasta hace pocos minutos la alerta de tsunami aún se mantenía activa.

Hace pocos minutos se comunicó que se han presentado decenas de réplicas tras el primer sismo.

Advertencia de un mega-tsunami debido al derretimiento del hielo

Un tsunami gigante y catastrófico en Alaska provocado por un deslizamiento de tierra que quedó inestable después del derretimiento de los glaciares es probable que ocurra en las próximas dos décadas, temen los científicos, y podría suceder en los próximos 12 meses.

Terremoto de 7.5 sacudió Alaska mientras mega-tsunami amenaza desatarse por derretimiento del hielo
Proyecciones de tsunamis. Crédito: Briggs et al., open letter to ADNR, May 2020

Un grupo de científicos advirtió sobre las perspectivas de este desastre inminente en Prince William Sound en una carta abierta al Departamento de Recursos Naturales de Alaska (ADNR) en mayo.

Si bien los riesgos potenciales de tal deslizamiento de tierra son muy graves, quedan muchas incógnitas sobre cómo o cuándo podría ocurrir esta calamidad.

Lo que está claro es que el retroceso de los glaciares en Prince William Sound, a lo largo de la costa sur de Alaska, parece tener un impacto en las laderas de las montañas sobre Barry Arm, a unos 97 kilómetros al este de Anchorage.

El análisis de imágenes satelitales sugiere que a medida que el glaciar Barry se retira de Barry Arm debido al derretimiento en curso, una gran cicatriz rocosa llamada escarpa está emergiendo en la cara de la montaña sobre él.

Esto indica que ya se está produciendo un deslizamiento de tierra gradual y lento sobre el fiordo, pero si la pared rocosa cediera repentinamente, las consecuencias podrían ser nefastas.

Terremoto de 7.5 sacudió Alaska mientras mega-tsunami amenaza desatarse por derretimiento del hielo
Líneas escarpadas pálidas sobre el glaciar Barry. Crédito: Lauren Dauphin/ NASA Earth Observatory / USGS

Aunque es remota, esta es un área frecuentada por embarcaciones comerciales y recreativas, incluidos los cruceros.

Chunli Dai, uno de los investigadores de la Ohio State University, dijo en un comunicado:

“Basándonos en la elevación del depósito sobre el agua, el volumen de tierra que se deslizaba y el ángulo de la pendiente, calculamos que un colapso liberaría 16 veces más escombros y 11 veces más energía que el deslizamiento de tierra de 1958 en la bahía de Lituya en Alaska y mega-tsunami”.

Quizás la conclusión más importante es que los impactos de los retrocesos de los glaciares relativamente rápidos en la era del cambio climático podrían representar tipos similares de amenazas de deslizamientos de tierra y tsunamis en muchos otros lugares del mundo, no solo en Alaska.

Los hallazgos de la investigación han sido publicados en el sitio web de ADNR.

Vía: sciencealert

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here