Humanos ya confeccionaban ropa hace 120.000 años, sugiere descubrimiento en cueva de Marruecos
Publicado el 17 Sep 2021
© Imagen: Contrebandiers Project, 2009

Nuestros primeros ancestros ya fabricaban ropa hace 120.000 años, sugiere un descubrimiento en una cueva de Marruecos. Un equipo de arqueólogos han encontrado evidencia de herramientas antiguas de hueso en una cueva marroquí. Se cree que el Homo sapiens comenzó a usar ropa mucho antes; pero este es el primer ejemplo del uso de herramientas para trabajar el cuero y la piel en las prendas.

Un equipo de científicos han encontrado lo que puede ser la evidencia más antigua de fabricación de ropa en una cueva de Marruecos, que se remonta a 120.000 años.

Puede ser fácil dar por sentado la ropa y sus orígenes, ya que ponerse un atuendo al comienzo del día es una parte muy arraigada de lo que significa ser un ser humano en el mundo moderno.

Alguien que no da esto por sentado es la antropóloga Emily Hallett del Max Planck Institute for the Science of Human History en Alemania, quien recientemente publicó un artículo que describe el descubrimiento marroquí.

Humanos confeccionando ropa hace más de 120.000 años

Hallett, junto con un equipo de investigadores, había estado investigando una serie de fragmentos óseos encontrados en la Cueva Contrebandiers, un importante sitio arqueológico en la costa atlántica de Marruecos.

De los aproximadamente 12.000 fragmentos de huesos encontrados en el sitio, Hallett identificó más de 60 huesos de animales que habían sido moldeados por humanos para usarlos como herramientas. Patrones de marcas de corte en los huesos coincidían con herramientas encontradas en otros sitios arqueológicos que se habían utilizado para procesar cuero.

Una herramienta de hueso hallada en la cueva

Una herramienta de hueso hallada en la cueva. Cortesía: Jacopo Niccolò Cerasoni, 2021

Hallett dijo en un comunicado:

“Es muy poco probable que los materiales orgánicos como el cuero y la piel se conserven en depósitos tan antiguos, por lo que, como arqueólogos, nos quedamos con pruebas que incluyen herramientas y huesos de animales que conservan las marcas de desollado. Podemos juntar estas piezas de evidencia y sugerir que los humanos estaban usando herramientas de hueso para preparar cuero y pieles que probablemente se usaban para la ropa”.

Pero vale la pena señalar que la evidencia no es totalmente concluyente.

Hallett agregó:

“Estas herramientas para huesos podrían haberse utilizado para preparar cuero para otros propósitos además de la ropa, como dispositivos de almacenamiento”.

Aún así, la ropa como la piel y el cuero habría sido particularmente ventajosa para los humanos durante este período. A medida que los primeros humanos se expandieron fuera de África, se habrían enfrentado a nuevos entornos, y quizás a hábitats climáticamente extremos. La ropa y otras herramientas probablemente habrían ayudado a la dispersión de los seres humanos en nuevos entornos en todo el mundo.

RECOMENDADO: Estudio del ADN encuentra que menos del 2 por ciento del genoma humano es humano

Con el cuero de animales

En busca de pieles, los humanos de la Cueva de los Contrebandiers despellejaban a los carnívoros.

Hallett dijo:

“En esta cueva hay tres especies de carnívoros con marcas de desollado en los huesos: el zorro de Rüppell , el chacal dorado y el gato montés. Las marcas de corte en estos huesos de carnívoros están restringidas a áreas donde se hacen incisiones para remover la piel, y no hay marcas de corte en las áreas del esqueleto asociadas con la remoción de carne”.

Los carnívoros fueron desollados y se utilizaron herramientas de hueso para preparar las pieles

Los carnívoros fueron desollados y se utilizaron herramientas de hueso para preparar las pieles. Cortesía: Jacopo Niccolò Cerasoni, 2021

En cuanto al cuero, se encontraron varias especies de bóvidos en el sitio.

Hallett dijo:

“Se encontraron huesos de alcélaf, uros y gacelas en gran abundancia en la cueva, y estos animales también fueron consumidos por humanos, porque hay marcas de corte asociadas con la extracción de carne en sus huesos”.

Hallett cree que, dada la especialización de estas herramientas, es probable que formen parte de una tradición mayor y más antigua. Para agregar peso a esto, los estudios genéticos de los piojos de la ropa realizados por otros sugieren un origen de la ropa de hace al menos 170.000 años en África.

Este gráfico muestra cómo los científicos creen que los primeros humanos tomaron huesos para usarlos como herramientas en la ropa

Este gráfico muestra cómo los científicos creen que los primeros humanos tomaron huesos para usarlos como herramientas en la ropa.

Hallett agregó:

“Estas herramientas probablemente se usaron para la ropa, y es interesante que tanto el registro arqueológico como la evidencia genética apuntan a un origen antiguo en África”.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

Es posible que todavía haya sitios desconocidos en África esperando ser encontrados con herramientas y evidencia que podrían iluminar aún más la historia de la fabricación de ropa en humanos.

Los hallazgos de la investigación han sido publicados en la revista iScience.

Como lector de CODIGO OCULTO, lo invitamos a unirse a la comunidad NadaEstaDicho.com, nuestro foro oficial, para debatir sobre enigmas, ciencia y actualidad con personas de ideas afines de todo el mundo. ¡Unirse es gratis, regístrese ahora!

Fuente: sciencealert
Redacción CODIGO OCULTO

Redacción CODIGO OCULTO

Autor

La verdad es más fascinante que la ficción.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos y únete en nuestras redes sociales

Síguenos en Telegram

Conócenos

Código oculto

La historia y sus misterios, civilizaciones antiguas, Ovnis, Vida extraterrestre, Complots. Información alternativa para liberar mentes. Leer más

SUSCRÍBETE (ES GRATIS)

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Obras registradas

Safe Creative #1803242717113

Sitios recomendados

Exploración OVNI
UFO Spain Magazine
Ahora:
Total:

También te podría interesar…