Un bebé recién nacido ha dado positivo a SARS-CoV-2 en Reino Unido, infección responsable de la pandemia que actualmente azota al mundo.

Este 14 de marzo, un bebé apenas nacido en Londres ha dado positivo por SARS-CoV-2, el virus responsable de la actual pandemia.

Este es el caso de la persona más joven en Reino Unido y es probable que sea el más joven del mundo; superando a un bebé que dio positivo a solo 30 horas de nacido.

Se ha informado que la madre del niño fue trasladada al hospital de la North Middlesex University por síntomas de neumonía. Los análisis confirmaron que estaba infectada por coronavirus, los mismos que se realizaron luego de que dio a luz.

Hasta ahora no se tiene claro si el bebé contrajo el virus por contacto luego de nacer o mientras se encontraba en el útero. Además, tampoco se ha esclarecido si el niño desarrolló COVID-19, la condición que es generada por el virus.

El Hospital NHS Trust de la North Middlesex University, dijo en un comunicado según informa The Guardian:

Dos pacientes en el hospital de la North Middlesex University dieron positivo por coronavirus. Uno ha sido transferido a un centro especializado y otro está siendo tratado en una sala de aislamiento. La seguridad de nuestros pacientes y nuestro personal es nuestra principal prioridad, así que, siguiendo la guía de Public Health England, regularmente limpiamos a fondo las áreas donde se atiende a los pacientes y al personal que estuvo en contacto cercano con estos se aconsejó a los pacientes que se autoaislaran”.

Bebé nacido en Reino Unido dio positivo por coronavirus
Hospital North Middlesex. Crédito: Graeme Robertson / The Guardian

Aunque este caso pueda sugerir una posible transmisión en el útero, aún no existe evidencia concreta de esto, manifestaron expertos. Además, un estudio publicado en Frontiers in Pediatrics determinó que una infección durante el embarazo no infecta al niño de inmediato.

Cabe resaltar que el estudio realizado no es una prueba final de que no ocurra una transmisión dentro del útero, solo implica que si una madre ha contraído el virus no tiene garantía de transmitírselo a su hijo.

También se cree que el riesgo para los niños es mínimo, basándose en anteriores epidemias como el SARS y el MERS. Los estudios sugieren que los niños pueden experimentar infecciones más leves o no mostrar síntomas.  Hasta ahora no se han reportado muertes de niños debido al nuevo coronavirus.

Mientras tanto, hasta ahora se han reportado más de 6.500 muertos y más de 184.000 contagiados en todo el mundo.

Fuente: The Guardian

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here