Una enorme estructura flota en el océano Pacífico rumbo a Australia y ahora los científicos han indicado su origen


Un enorme estructura flota en el océano Pacífico rumbo a Australia y ahora los científicos han indicado su origen
La balsa gigantesca de piedra pómez fotografiada en agosto de 2019. Crédito: NASA Earth Observatory / Joshua Stevens

Durante varios meses, una gigantesca roca ha flotado en el océano Pacífico sudoccidental yendo en dirección hacia Australia. Lógicamente, esto atrajo la atención de muchos científicos, quienes ahora señalan han descubierto su origen.

Fue vista por primera vez este verano, se trata de una gigantesca estructura compuesta de piedra pómez, que se asemeja a una balsa de grandes proporciones.

Un grupo de investigadores del GEOMAR Helmholtz Centre for Ocean Research Kiel ahora aseguran haber identificado su origen: un misterioso volcán submarino que se ubica a 50 kilómetros al noroeste de la isla de Vava’u en Tonga.

El Dr. Philipp Brandl de GEOMAR y autor principal del estudio, dijo en un comunicado:

En la literatura científica internacional, hasta ahora solo aparece bajo el número 243091 o como Volcán F”.

El Dr. Brandl se refiere a que el volcán causante no ha sido nombrado aún y solo se conoce por el código mencionado.

Un enorme estructura flota en el océano Pacífico rumbo a Australia y ahora los científicos han indicado su origen
La balsa de piedra pómez grabada desde un barco. Crédito: Shannon Lenz / Youtube

Una balsa de piedra pómez

La gigantesca estructura destaca por estar compuesta por miles de piezas de piedra pómez. Y aunque el el hecho de que flote parezca algo imposible, es entendible, debido a la porosa composición del material.

Su extensión se ha calculado en aproximadamente 167 kilómetros cuadrados, ¡como una ciudad! e incluso dos veces el tamaño de Manhattan.

Shannon Lenz, un testigo y marinero que se encontró con la estructura, dijo en un vídeo:

El 9 de agosto de 2019 navegamos por un campo de piedra pómez durante 6 a 8 horas, la mayor parte del tiempo no había agua visible. Fue como arar a través de un campo. Supusimos que la piedra pómez tenía al menos 6 pulgadas de espesor”.

Los investigadores a cargo del estudio, usaron imágenes tomadas por el satélite Copernicus Sentinel-2 de la European Space Agency. En sus observaciones encontraron rastros claros de una erupción submarina en el Pacífico sudoccidental, justamente en el lugar donde la estructura se encontraba.

El Dr. Brandl dijo:

Los rastros de erupción se ajustan exactamente al Volcán F. Solo hubo dos estaciones que registraron señales sísmicas de una erupción volcánica. Sin embargo, sus datos son consistentes con el Volcán F como origen”.

¿Cómo se formó?

Es sabido que la piedra pómez se genera cuando la lava líquida es expulsada desde un volcán hacia el mar. Cuando el magma entra en contacto con el mar, los gases se disuelven y se forman burbujas que quedan atrapadas a medida que la roca se enfría rápidamente por acción del agua.

Un enorme estructura flota en el océano Pacífico rumbo a Australia y ahora los científicos han indicado su origen
Visualización del «Volcán F» utilizando datos batimétricos más antiguos. Philipp Brandl / GEOMAR

La balsa de roca aún está navegando por el océano, se dirige a Australia y se espera que llegue a la Gran Barrera de Coral a fines de enero o inicios de febrero de 2020.

La buena noticia es que una vez que la balsa llegue al arrecife podría soltar microorganismos marinos que lleva consigo y que ayudarán a que la Gran Barrera de Coral se reponga del daño que ha sufrido por el cambio de temperaturas; según informaron los científicos.

Como vemos, la naturaleza es sabia y esta estructura podría fomentar la regeneración del arrecife.

El estudio científico ha sido publicado en Journal of Volcanology and Geothermal Research.

Fuente: Geomar


Like it? Share with your friends!

Redacción CODIGO OCULTO
La verdad es más fascinante que la ficción.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *