Un consorcio internacional ha conseguido un contrato para construir el reactor tokamak del proyecto internacional de fusión de hidrógeno ITER.

Una nueva iniciativa tecnológica promete ahora superar los problemas presentados en el desarrollo del mayor reactor nuclear del mundo. Se trata de una máquina sumamente compleja y que tiene el potencial de brindar energía ilimitada a todo el mundo.

El consorcio incluye la firma francesa Framatome, junto con China Nuclear Power Engineering, China Nuclear Industry 23 Construction Company, Southwestern Institute of Physics, el Institute of Plasma Physics, y la Chinese Academy of Sciences, quienes construirán e instalarán la máquina experimental.

El consorcio instalará la cámara de presión de acero inoxidable del tokamak, conocida como criostato, y su escudo térmico, fuente de alimentación magnética, bobinas de corrección de electroimán, equipos de enfriamiento e instrumentación.

Consorcio internacional construirá el «santo grial» de la energía ilimitada
Cortesía: ITER.org

Colaboración mundial

La construcción involucra a 35 naciones, incluidas China, Rusia, Japón, India, Corea y los EE.UU., que están colaborando para construir el tokamak más grande del mundo, hecho para demostrar la viabilidad de la fusión como una fuente de energía a gran escala y libre de carbono. El principio que alimenta el Sol y las estrellas.

Como si fuera una estrella o un sol artificial, el reactor aplicará calor y presión extremos al combustible de hidrógeno gaseoso, convirtiéndolo en plasma, una forma de gas cargado eléctricamente. En temperaturas intensas de hasta 300 millones de grados, estas partículas de plasma chocan y se fusionan entre sí, liberando lo que ITER llama «enormes cantidades de energía», que luego es absorbida como calor por las paredes del reactor, y se utiliza para convertir el agua en turbinas de vapor y de energía.

Consorcio internacional construirá el «santo grial» de la energía ilimitada
Cortesía: ITER.org

Si bien los reactores de fusión a escala industrial aún no se han construido, ITER afirma que su tokamak tendrá una cámara de plasma diez veces el volumen del reactor más grande existente y podrá producir 500 MW de potencia de fusión a partir de solo 50 MW de entrada de potencia de calentamiento.

ITER reconoce el potencial de fusión ya que el proceso requiere poco combustible y proporciona grandes cantidades de energía sostenible libre de carbono. La compañía también ha establecido objetivos para crear un sistema de helio líquido, el sistema de imanes súper conectados más grande y la tecnología de calentamiento por microondas más grande.

Esto representa una esperanza de contar con una fuente de energía ilimitada y que podría ser a futuro, replicado en otros lugares del mundo, siempre y cuando los conocidos intereses del oro negro lo permitan. ¡Esperemos!

Fuente: Power-Technology

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here