Los misterios de Tartaria: Reseteando la Historia


6 comments, 1.9k shares
Los misterios de Tartaria: Reseteando la Historia
Cortesía: rosphoto.org / Nikolay Razuev. Edición: Fernando T.

“Vivimos en nuestras vastas praderas, tranquilas y dulces como corderos; Sin embargo, nuestro corazón está hirviendo, todavía está lleno de fuego. El recuerdo de los tiempos gloriosos de Timour nos continúa continuamente. ¿Dónde está el líder que debe ponerse en nuestra cabeza y hacernos guerreros? Oh, divino Timour, ¿tu gran alma renacerá pronto? ¡Vuelve, vuelve, te estamos esperando, oh Timour!”. Evaristo Huc. Recuerdos de un viaje de Tartaria y Tíbet, 1850.

Desde hace unos años algunos sitios de Internet reivindican el término Tartaria, como definición para un antiguo imperio euroasiático, que luego de alcanzar gran desarrollo tecnológico, desapareciera misteriosamente. Los rumores malintencionados aluden a un reseteo, donde siglos de historia habrían sido manipulados, o mejor dicho, omitidos, para esconder todo rastro de esta antigua civilización.

Tartaria ¿Un imperio fantasma?
Tartaria ¿Un imperio fantasma?. Cortesía: youtubedownload.pro

Es como si Tartaria jamás hubiera existido, alegan, recuperada milagrosamente de la oscuridad, gracias a estos paladines de la divulgación. Claro que la Tartaria remixada, poco se asemeja a los recuerdos almacenados en mi memoria, porque quién escribe la conoció, aunque no como la imaginan en estos días. Invito al lector me acompañe en la búsqueda de esta Tartaria perdida. O como sobrevivir al fake-true (falso-real) de este caótico milenio, sin fenecer en el intento.

Tartaria. El Renacimiento de la Ahnenerbe

En mi juventud Tartaria tenía a Mongolia como un país vinculante, aunque luego esta asociación se repetiría en China y Rusia, como sus máximos exponentes. En El Libro de las Maravillas del Mundo, 1298, una de las crónicas antiguas más relevantes, y legado de ese incasable viajero veneciano que se llamó Marco Polo, 1254-1324, se hace mención al reino tártaro de Barca Caan (posterior Crimea Rusa), y al gran Kublai Kan, presentado, como el emperador mongol, y «señor de todos los tártaros del mundo».

Fotograma de Kazán, capital de la república rusa, Tartaristán
Fotograma de Kazán, capital de la república rusa, Tartaristán. (Tartaria) Cortesía:

La mayoría de los historiadores parecen inclinados a situar a los tártaros, como un grupo étnico descrito como nómade, y de gran incidencia en naciones del tipo euroasiático. Cualquier lector interesado en profundizar sobre Tartaria, hoy reconvertida en Tartaristán, que conforma una de las repúblicas rusa, y cuya capital es la hermosa Kazán, encontrará narrativas sobre este pueblo, que nunca fue reconocido como un imperio, sino como digo, clanes de tártaros coexistiendo junto a otras naciones.

Antiguo diccionario casero de mi propiedad, editado en 1979, no hace mención de Tartaria como reino imperial, sino a través de Mongolia
Antiguo diccionario casero de mi propiedad, editado en 1979, no hace mención de Tartaria como reino imperial, sino a través de Mongolia.

Pero esta versión oficial, y aceptada como manual de estudio, encuentra fuerte oposición, donde un revisionismo actual postula Tartaria, esconde secretos increíbles sobre su pasado.

Para entender las raíces de esta disidencia, debemos trasladarnos poco antes de la Segunda Guerra Mundial, 1935, cuando la Alemania hitleriana, decide crear un extraño departamento de investigación llamado Ahnenerbe, (traducido como Sociedad para la Investigación, y Enseñanza sobre la Herencia Ancestral Alemana).

Este centro de estudios nació como un intento de reinventar la historia alemana, impulsando la búsqueda de evidencias, sobre un pasado aún por explorar. Los principales ideólogos de esta hipótesis, creían los germanos eran una raza destinada, cuyo papel dentro de la historia había sido saboteado, siendo Alemania reducida a un reino poco importante.

Había que rehacer una nueva identidad, donde el pueblo alemán sintiera orgullo de sus ancestros. Alemania debía renacer. Aquel experimento no solo involucró historiadores, sino toda una camada de inconformes, especialmente del campo científico, adhiriendo fanáticamente a esta nueva concepción. Una de las expresiones fílmicas que retrata a la Ahnenerbe, se erige dentro de «Indiana Jones y los Cazadores del Arca Perdida», film de 1981, donde nuestro protagonista lucha contra los nazis, para hacerse con el control de la legendaria reliquia bíblica. Y es que la Ahnenerbe realizó exploraciones por todo el mundo, intentando conformar esta nueva visión, incluyendo en su amplio temario, búsquedas míticas como son el Santo Grial, Arca de la Alianza, Atlántida, etc.

Indiana Jones, y los Cazadores del Arca Perdida. Film de 1981 donde Spielberg explora, la mitología nazi de la Ahnenerbe. Y que llevara a cabo expediciones, por todo el mundo, en busca de antiguas raíces arias
Indiana Jones, y los Cazadores del Arca Perdida. Film de 1981 donde Spielberg explora, la mitología nazi de la Ahnenerbe. Y que llevara a cabo expediciones, por todo el mundo, en busca de antiguas raíces arias. Cortesía: wallhere.com

Pero volviendo al punto inicial, el lector se estará preguntando si esta escritora exagera, vinculando Tartaria con la recordada Ahnenerbe.

Examinemos estas preocupaciones, cuya corriente difusora tienen a la santa madre Rusia como centro neurálgico, de este extraño movimiento tartariano. ¡Qué el cielo me juzgue!

Anatoly Fomenko – El nuevo Herodoto

“Cuando decimos que Bruto mató a César con una espada, lo único que significa, es que alguna fuente escrita que logró llegar a nuestro tiempo lo dice, ¡y nada más! El tema de cómo la historia documentada fielmente, refleja eventos reales, es muy complejo, y requiere un estudio especial”. Anatoly Fomenko.

Anatoly Timofeevich Fomenko, nativo de Ucrania viene al mundo en 1945. Ya desde edad temprana muestra dotes sorprendentes en las ciencias matemáticas, que lo llevan a destacar como un prodigio en la materia, deslumbrando a sus profesores.

En 1972 con tan sólo 27 años, obtiene su primer doctorado, otorgado por la Universidad de Moscú. Su vida académica continúa con sorprendente celeridad, y que más tarde harían de Fomenko, autoridad reconocida por sus altos conocimientos en ramas como la Geometría, Topología y Cálculo Variacional, catalogando sus publicaciones, en cerca de 180 artículos científicos, 26 monografías, y libros de textos en matemática.

Anatoly T. Fomenko, briilante matemático ruso, que en los últimos años sacudió el mundo académico, con su revolucionaria tesis sobre revisionismo histórico
Anatoly T. Fomenko, briilante matemático ruso, que en los últimos años sacudió el mundo académico, con su revolucionaria tesis sobre revisionismo histórico. Cortesía: althistory

También se convierte en un artista plástico destacado, y con dotes para la música. Hasta aquí nada anormal, salvo una mente privilegiada, y de naturaleza científica. Pero en 1973 Fomenko inicia una actividad paralela, que va alterar su vida, y por ende su tranquilidad como prestigioso matemático ruso. En el prólogo de Historia ¿Ficción o Ciencia? Cronología volúmenes 1-7, declara como se inicia este proceso.

«Resulta que ya hace mucho, conocidos científicos de distintos países plantearon la necesidad de una revisión seria de las fechas antiguas. Se hizo claro que la respuesta no era sencilla, y que para comprender lo que sucede se requería mucho tiempo y esfuerzos. Así fue cómo en 1973 comenzó mi trabajo en esta dirección, ayudado por algunos colegas, principalmente matemáticos y físicos profesionales. Las investigaciones se desarrollaban con bastante rapidez. En los años que han pasado desde 1973 mucho se ha aclarado, se obtuvieron resultados exclusivamente interesantes. Ellos fueron publicados por mí y mis colegas tanto en distintos libros como en artículos científicos, los cuales se presentan en la bibliografía. Las primeras publicaciones sobre este tema aparecieron en 1980.».

Y prestemos atención a esta fecha, 1980, década que más adelante volveremos a explorar.

El revolucionario texto de Anatoly Fomenko, Historia ¿Ficción o Ciencia? Nueva Cronología, 2007. Qué desde su publicación viene causando sensación
El revolucionario texto de Anatoly Fomenko, Historia ¿Ficción o Ciencia? Nueva Cronología, 2007. Qué desde su publicación viene causando sensación. Cortesía: amazon.es

Sintetizando, esta nueva aventura académica en la vida de Fomenko, involucrando el revisionismo histórico, diremos que sus conclusiones apuntan una falsificación de los datos históricos conocidos, que habrían sido adulterados a partir del Renacimiento, con el objetivo de establecer, según Fomenko, «una historia fantasma». Sostiene que, y aquí también atención con nuestra problemática tartariana, «la mayoría de la historia de Euroasia entre los siglos III y XI, fue inventada por los historiadores de los siglos posteriores (XIII-XVII), y que recrearon un registro falso de los siglos anteriores, llenando ese registro, con variaciones de los eventos que ocurrieron durante el siglo XIII».

En la validación de sus argumentos, Fomenko establece los documentos datados de estos períodos en disputa, de la llamada Edad Oscura, no serían confiables, presentando altas deficiencias, achacando a la Iglesia Católica responsabilidad en este desfasaje monumental, debido a sus intereses personales en ayudar encajar los hechos bíblicos, dentro de los cómputos tradicionales. Otras de sus justificaciones que alimentan esta conspiración histórica, se presenta en su estudio de los ciclos lunares, encontrando Fomenko muchas anomalías, donde ciertos eventos celestiales, sostiene el matemático ruso, no se corresponden con las fechas establecidas.

El exótico arte de Anatoly Fomenko, que expresa su fascinación por las Matemáticas. Anti-Breughel. Del ciclo: Diálogo con autores del siglo XVI., 1976
El exótico arte de Anatoly Fomenko, que expresa su fascinación por las Matemáticas. Anti-Breughel. Del ciclo: Diálogo con autores del siglo XVI., 1976. Cortesía: chronologia.org

Para rematar, Fomenko rechaza en la elaboración de su modelo histórico o nueva cronología, la utilización de datación arqueológica, paleográfica, numinística, carbono 14, así como de otros métodos de verificación, salvo, la ciencia matemática, por considerar los mismos, no ofrecen ninguna garantía de fiabilidad. Uno de los grandes responsables, y citado como influencia capital para este viraje de Fomenko, en cuánto a su concepción histórica, bebe de las fuentes de Nikolai Alexandrovich Morozov, 1894-1946, quién fuera destacado activista durante la Revolución Rusa. Debido a sus opiniones políticas, Morozov pasó la mitad de su vida en prisión. Se comenta durante su encarcelamiento, Morozov inicia una serie de estudios sobre Física, Química, Astronomía e Historia.

Hay muchos rumores acerca de Morozov. Algunos estudiosos señalan, se anticipó a Albert Einstein en su esbozo de la Relatividad. También elaboró un nuevo modelo de Tabla Periódica, donde predijo en el futuro se hallarían, elementos inertes. Señaló la constitución del átomo, puede ser alterada. Pero sería a través de su trabajo más polémico, publicado en 1907, y posteriormente prohibido en Rusia, debido a presiones ejercidas por la poderosa Iglesia Ortodoxa, «Die Offenbarung Johannis. Eine Astronomisch-Historische Untersuchung, (La Revelación de Juan. Una Investigación Histórica Astronómica), donde el análisis del célebre texto bíblico orientando desde un punto de vista astronómico, convencería a Morozov, la historia como la conocemos, se encuentra falsificada.

Nikolai Alexandrovich Morozov, quién presentó una de las primeras tesis sobre revisionismo histórico, en base a objeciones astronómicas
Nikolai Alexandrovich Morozov, quién presentó una de las primeras tesis sobre revisionismo histórico, en base a objeciones astronómicas. Cortesía: northernarchitecture.us / plati.ru

Las ideas de Morozov y otros autores anteriores, sentaron las bases que convirtieron a Fomenko en un revisionista histórico fanatizado, que a partir de los ochenta comenzó a difundir su trabajo por toda Rusia. Sin embargo su nueva investidura como historiador, encontró rechazó en la comunidad de su país, provocando su aislamiento como académico, que otrora supo admirarlo por su trabajos en el ámbito matemático.

No solo recibió críticas, por el inusual uso metodológico aplicado en este campo, sino con el tiempo, fue encerrándose más en sus propias conclusiones, llegando al punto renunciar a continuar siendo evaluado por sus pares.

Mencionamos volveríamos a los ochenta. Cuando Fomenko comienza a comunicar sus extravagantes postulados, lo hace en un momento álgido de la política rusa, siendo rehén éste país, de una guerra fría aún activa, en su eterno enfrentamiento hegemónico contra Estados Unidos.

A esta situación sumamos, cierto descontento interno con un sistema comunista en fase recesiva, que lentamente iba afectando la gobernabilidad. Pero una cuestión hasta entonces poco visible, iba extendiéndose por aquel territorio sin fin, expresado en reclamaciones nacionalistas de sus regiones integradas.

Antiguo mapa de Tartaria. G. de L'Isle - Covens & Mortier, 1730. ¿Una exageración de la época? Muchos estudiosos así lo piensan
Antiguo mapa de Tartaria. G. de L’Isle – Covens & Mortier, 1730. ¿Una exageración de la época? Muchos estudiosos así lo piensan. Cortesía: sanderusmaps.com

Es así que podemos entender cuando Fomenko promulga dentro de su Nueva Cronología, «la existencia de una vasto imperio eslavo-turco, al que llamó la Horda Rusa, que según él jugó un papel dominante en la historia de Eurasia antes del siglo XVII». Este pasado glorioso incluye a Tartaria, como otro protagonista de peso, antiguamente conocido como la Horda de Oro (antiguo imperio mongol).

Estos sentimientos nacionalistas ya latentes, que comenzaron a manifestarse tiempo antes del derrumbe soviético, mostraban la ansiedad oculta aquejando a ciertos sectores de la sociedad rusa, deseosos por proyectar hacia el mundo, una imagen de grandeza, muy lejos de la visión proletaria y rural, que hasta entones parece acompañar un pasado menos épico. Se trata de una nueva crisis de identidad. Examinemos algunos antecedentes concretos, que parecen presagiar este escenario descrito.

Recordatorio, homenajeando el hallazgo de las Tablillas de Tartaria. Actualmente importante atracción turística, Transilvania, Rumania, 2011
Recordatorio, homenajeando el hallazgo de las Tablillas de Tartaria. Actualmente importante atracción turística, Transilvania, Rumania, 2011. Cortesía: Țetcu Mircea Rareș / Wikimedia Commons

Tablas de Tartaria – La escritura más antigua del mundo

En 1961 el arqueólogo rumano Nicolae Vlassa realizó un hallazgo asombroso, cuando descubrió una serie de tablillas con escritura desconocida, revelado en un antiguo asentamiento neolítico tartariano, región de Transilvania. Como sabemos, este descubrimiento dio la vuelta al mundo, y causó de inmediato una verdadera consternación, cuando los datos divulgados por los primeros análisis, elevaron la antigüedad de esta escritura a fechas insospechadas, poniendo en aprieto la historia conocida.

Pero el asunto de las Tablas de Tartaria reveló también, ciertos anhelos cultivados por algunos sectores de Europa del Este, concentrados en sumar sus antiguas culturas poco revistadas, al carrousel mundial histórico, señalando marginación, por parte de ciertos ámbitos académicos.

No ayudó demasiado dentro de estas demandas legítimas, que las tablas tartarianas fueran declaradas rápidamente, como la escritura más ancestral del planeta, siendo las mismas, objetos de amplios debates, incluso por estudiosos de ése país. Esta amarga batalla pone en jaque, lo difícil que es realizar un análisis crítico, y libre de todo prejuicio, cuando el nacionalismo entra a tallar.

El Libro de Veles – Destellos fraudulentos, de una antigua religión rusa

La problemática nacionalista en cuánto hallazgos polémicos, tiene un antecedente lejano en el Libro de Veles, descubierto dos años después de la estallar la Revolución Rusa, 1919, por Fyodor Arturovich.

El Libro de Veles. Un fraude aún vigente
El Libro de Veles. Un fraude aún vigente. Cortesía: toloka.to

Catalogado como un libro montado sobre tablas de madera, y que dataría del siglo IX, aquel texto sensacional sería el legado de los hechiceros de Novgorod, o como alguien escribió, «el monumento más antiguo de la escritura eslava», calculado en 20.000 años. Allí se recoge una historia alucinante sobre el pasado de los antiguos rusos, así como de sus adoraciones paganas. En esta verdadera oda de ciencia ficción, se habla de la Gran Rassenia (Rusia), pueblo que se remonta sus orígenes según el libro, a una ascendencia estelar (al estilo antiguos astronautas), que se habría revelado contra Antlania (Atlántida), y mucho datos más más.

Aquí vemos la construcción de una mitología mítica, que actualmente se ve replicada en informes sobre Tartaria, presentada como una antigua civilización, de gran vanguardia tecnológica.

Recién es en 1950 cuando el Libro de Veles, empieza a captar atención de algunos estudiosos rusos. Sin embargo habrá que esperar a la década del noventa, para ver publicado la obra mítica por primera vez.

Valga decir sólo sobreviven algunas fotografías del texto, y que jamás apareció el supuesto original. Esto ya puso en jaque a los académicos rusos quiénes rechazan su contenido, señalado como una burda elaboración fraudulenta. A pesar de estas disidencias, los nacionalistas rusos ven al Libro de Veles una verdad posible, sin cuestionarse el engaño de sus fuentes. Hasta aquí.

Conclusión

Es imposible resumir todo el entramado tartariano, aunque hemos profundizado en algunas de sus ramificaciones, centrado especialmente en el rebrote nacionalista, como instrumento motor. Por supuesto el tema está lejos de agotarse, y prometemos continuar indagando.

Actualmente se cuentan por miles los sitios implicados, en esta divulgación sobre los misterios de Tartaria, que tiene loco de atar a todo internet. El quid de la cuestión, es la gran ensalada producida en cuanto a información, volviéndose un verdadero caos verificar cada divulgación, especialmente ante la ausencia de fuentes potables.

Voy a presentar un ejemplo, que espero ayude entender el problema a enfrentar.

Cuando recogía información para este artículo, me topé con unas postales muy atractivas, que según los teóricos tartarianos, demostrarían como este imperio globlal alcanzó alta tecnología al estilo atlante, frustrada dicen, por el maldito reseteo producido hace doscientos años. De inmediato me sumergí en su estudio.

Lo primero que detecté, fueron unas frases que parecían repetirse en todas las imágenes. Supuse respondían al idioma griego o ruso. Estas dudas me llevaron a contactar a un colega rumano, Vlad Ionut Musceleanu director del estupendo sitio Terra Mirabilis. Vlad no solo confirmó mis sospechas, sino que además fue clave para desenmascarar su enigma. Y es que el mismo tienen su origen en el sitio ruso Privt zd Omsk, especializado en imprimir tarjetas postales con motivos de fantasía.

Curiosidades

En 2017 el presidente de Rusia Vladimir Putin, recibió a importantes autoridades de la república de Tartaristán, quiénes presentaron un antiguo mapa de Tartaria, realizado por un cartógrafo holandés, Willem Blaeu, en el siglo XVII.

Consultados muchos analistas rusos, sostienen éste grabado, no es más que una exageración poco confiable, y sujeto a debate. Ese mismo año comenzaron también ciertas reclamaciones por parte de Tartaristán, alimentados por ocultos deseos de autodeterminación ¿Casualidad?

Aquí las postales fantásticas. Manufactura de la imprenta rusa, Privt zd Omsk. Material utilizado por muchos divulgadores, y canales de internet, en su justificación de antigua tecnología tartarian
Aquí las postales fantásticas. Manufactura de la imprenta rusa, Privt zd Omsk. Material utilizado por muchos divulgadores, y canales de internet, en su justificación de antigua tecnología tartariana. Véase: istarkov.ru
¿Qué se oculta tras la presentación de este mapa? ¿Ardores nacionalistas tartarianos? Es el pensamiento de muchos analistas políticos
¿Qué se oculta tras la presentación de este mapa? ¿Ardores nacionalistas tartarianos? Es el pensamiento de muchos analistas políticos. Cortesía: eleousa.ne

Bibliografía:

Libros

  • Fomenko, A.
    History: Fiction or Science?: Dating methods as offered by mathematical statistics, eclipses and zodiacs: Volume 1 (Chronology). Createspace Independent Pub, 2016. (Enlace)
    The Great Wall of China Hoax (History: Fiction or Science?). Delamere Publishing, 2015. (Enlace)
    The Issue with Dark Ages (History: Fiction or Science?). (Enlace)
    The Issue with Tamerlane (History; Fiction or Science?). Delamere Publishing, 2015. (Enlace)
    The Issue with Great Tartary (History: Fiction or Science?). Delamere Publishing, 2015. (Enlace)
  • Huc, E.
    Souvenirs d’un voyage dans la Tartarie et le Thibet. París: Adrien Leclère, 1850. (Enlace)
  • Kaplan, R.
    Rumbo a Tartaria. Barcelona: Malpaso, 2017. (Enlace)
  • Morozov, N.
    The Revelation in Storm and Thunder. History of the Apocalypses origin, 1907. (Enlace)
  • Polo, M.
    Libro de las maravillas del mundo. Madrid: Cátedra, 2008. (Enlace)

Sites

  • AGUJEROS negros de la historia – Tartaria. (Enlace)
  • Asheim, H.
    ¿Cuáles son algunos argumentos en contra del libro de Anatoly Fomenko Historia: ficción o ciencia?. (Enlace)
  • Cabezas, j.
    HERIBERT ILLIG Y EL TIEMPO FANTASMA. (Enlace)
  • De Abajo, A.
    La cuarta dimensión, o la posibilidad de escapar de los límites de nuestra percepción. (Enlace)
  • Fomenko, A.
    Introducción a la Nueva Cronología. (Enlace)
  • Fomenko, A.
    Obras Pictóricas. (Enlace)
  • Goldstern, D.
    ANHENERBE: FACTORÍA DEL HORROR
    Tercer Reich. O cuando los gigantes descendieron de los cielos. (Enlace)
  • Karpov, M.
    Secretos del Libro de Veles. (Enlace)
  • Killnc, S.
    Dünyanın En Eski Yazıları, 7500 Yıllık Tartaria Tabletleri Olabilir! (Enlace)
  • Koblitz, N.
    Las matemáticas y el mundo externo: una entrevista con el profesor AT Fomenko. (Enlace)
  • Kuroski, J.
    Why Anatoly Fomenko’s New Chronology Says That «History» Is All A Fake?. (Enlace)
  • Levashov, N.
    La Historia de Rusia jamás contada. (Enlace)
  • Magnun, A.
    El Misterio alrededor de Tartaria. (Enlace)
  • Montes, R.
    La extraña teoría de un científico alemán que afirma que estamos realmente en el año 1721. (Enlace)
  • Musceleanu, V. (Enlace)
  • New World Encyclopedia
    Los Tártaros. (Enlace)
  • NUEVA cronología (Fomenko). (Enlace)
  • Pratchett, T.
    Anatoly Fomenko y la Nueva Cronología. Segunda Parte. (Enlace)
  • Radosvet
    La gran Tartaria fue destruida por el bombardeo nuclear. (Enlace)
  • Revelli Heredia, M.
    Vladimir Putin: Tatarstán, una ‘papa caliente’ para el presidente de Rusia. (Enlace)
  • Rodríguez, J.
    Carlomagno no existió, la Dama de Elche se fabricó en el siglo XIX: bienvenidos a la teoría del “tiempo fantasma”. (Enlace)
  • Vincent, D.
    LA PERDIDA CIVILIZACIÓN DE LA TARTARIA. (Enlace) (Enlace)
  • Wayne. R.
    (Art) The Martial Mytho-Fantasies of Konstantin Vasilyev. (Enlace)
  • Yremya, R.
    El mapa de Putin de Tartary: ¿qué vieron los viajeros occidentales en países extraños? (Enlace)

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados. Prohibida su copia sin autorización.


Like it? Share with your friends!

6 comments, 1.9k shares
Débora Goldstern
Bibliotecaria de Profesión, natural de Buenos Aires, Argentina. Presta servicios en la Universidad Abierta Interamericana desde hace 16 años. Además es escritora e investigadora, dedicándose al estudio de las civilizaciones andinas desaparecidas por más de 20 años. Ha participado como consultora de la revista Ufo Brasil, ha sido expositora en diversos congresos y es regularmente convocada por programas de radio, tv, documentales, films y canales de Internet. Ha publicado dos libros: «Secretos subterráneos de los mundos olvidados - Cueva de los Tayos» y «Tierra Hueca». Débora es colabora permanente en CodigoOculto.com desde Diciembre de 2018.

6 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Buenísima info y relato, como de costumbre en tus crónicas.
    A veces el deseo de generar un mito fundante, y un linaje grandioso terminan ocultando todo aquello que sí es digno de revisión y todas aquellas fechas que están arregladas para que el relato dominante se autojustifique. Las primeras pistas de estudio, de aquellos datos rellenados pret a porte en la llamada “edad oscura” son creo una pista interesantisíma de estudio.

    Abrazo