Ramsés II tuvo un pasaporte luego de 3.000 años de muerto, y lo necesitó para trasladar su momia a Francia


440 shares
Ramsés II tuvo un pasaporte luego de 3.000 años de muerto, y lo necesitó para trasladar su momia a Francia
A la izquierda, el pasaporte de Ramsés II; a la derecha, el coloso de Ramsés II en Tebas. Crédito: David S. Anderson / Twitter / Wikimedia Commons

Este es un curioso caso de la historia, tan curioso e increíble que resulta difícil de asumir como real, pero lo es. En el año 1976, el famoso faraón egipcio Ramsés II obtuvo un pasaporte para poder montarse a un vuelo que lo llevaría de Egipto a Francia, incluso con su visa Schengen. Sin embargo, como sabemos, lo bizarro, es que el Rey egipcio tenía más de 3.000 años muerto, pero las autoridades en Francia, en una acción disparatada, solicitaron todos estos requisitos para su ingreso al país.

Ramsés II fue el tercer faraón de la Dinastía XIX de Egipto.  Gobernó durante aproximadamente 66 años, desde el año 1279 a.C. hasta el 1213 a.C.​ Sin duda ha sido uno de los faraones más célebres, debido a la gran cantidad de vestigios que perduran producto de su activo reinado. Ramsés II era hijo del faraón Seti I y de su Gran Esposa Real, Tuya. Se le conoce por haber sido un faraón guerrero, acompañando a su padre desde muy joven en diversas campañas, que sirvieron para darle tal reputación.

Su momia fue hallada en el año 1881 por los antropólogos Gaston Maspero y H. Brugsch, y hoy se encuentra en el Museo de El Cairo, donde se le ha catalogado como una de las mejores conservadas de la historia.

A la izquierda: Ramses II en el templo de Luxor en Egipto; a la derecha: momia de Ramsés II de perfil
A la izquierda: Ramses II en el templo de Luxor en Egipto; a la derecha: momia de Ramsés II de perfil. Crédito: Wolfman12405 / Wikimedia Commons

 

El último viaje de Ramsés II

Debido a que fue momificado y a que el salón donde se encontraba no reunía los requisitos para su conservación, el cuerpo fue deteriorándose con el tiempo, hasta estar en grave peligro de perderse.

Por esta razón, el faraón debía ser sometido a un riguroso proceso fungicida para evitar que sus restos continúen dañándose, según informó el diario El Español.

Los responsables del Museo de El Cairo llegaron a un acuerdo con especialistas franceses para trasladar el cuerpo hasta el país europeo y así evitar que la momia se degrade aún más. De acuerdo a un análisis, se determinó que los restos habían sido invadidos por 89 tipos de hongos.

Pero había un problema, la momia debía viajar a Francia, por lo cual los coordinadores tuvieron que tramitar el viaje de Ramsés II, pues Francia era muy estricto con el ingreso a su territorio y prohibía que los extranjeros sin pasaporte, vivos o muertos, accedan al país.

Y es así que Ramsés II obtuvo su pasaporte y emprendió una travesía del mundo moderno con el objetivo de preservar su cuerpo para la posteridad. El arqueólogo David S. Anderson realizó una recreación del documento de Ramsés II.

Otra cosa curiosa es que cuando Ramsés II llegó a Francia, en el aeropuerto Le Bourget, recibió los honores militares que todo jefe de Estado recibe.

Luego de que los especialistas realizaron el tratamiento al cuerpo de Ramsés, regresó a Egipto junto con su pasaporte y una «historia loca» que quedó grabada en la memoria de las personas, y que ha salido a la luz nuevamente.


Like it? Share with your friends!

440 shares
Fernando T.

Editor en CodigoOculto.com / Investigador de MUFON / Ingeniero informático. Me encanta obtener y difundir conocimiento, escribo sobre ciencia y acerca de muchos de los misterios de nuestro Universo.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *