Astronauta revela que podríamos haber ido a Marte en la década de 1960


2 comments, 235 shares
Astronauta revela que podríamos haber ido a Marte en la década de 1960

El astronauta Chris Hadfield dice que podríamos haber enviado humanos a Marte en la década de 1960, pero hay una muy buena razón por la que no lo hicimos.

El ex comandante de la International Space Station (ISS) (o Estación Espacial Internacional, en español) dijo que el riesgo de muerte era simplemente demasiado alto.

Hadfield dijo a Business Insider:

Hubiéramos podido enviar personas a Marte hace décadas. La tecnología que nos llevó a la Luna y de regreso cuando yo era solo un niño, esa tecnología puede llevarnos a Marte”.

Hadfield se estaba refiriendo a la famosa misión Apolo 11: el vuelo espacial que habría llevado a las dos primeras personas en la Luna.

Los estadounidenses Neil Armstrong y Buzz Aldrin aterrizaron en la Luna el 20 de julio de 1969, y Hadfield está convencido de que la misma tecnología de nave espacial que se utilizó en aquella ocasión nos habría llevado a Marte.

El problema, según Hadfield, es que esos transbordadores espaciales clásicos simplemente tomarían demasiado tiempo para llegar a Marte.

Esto plantea una gran cantidad de riesgos, especialmente las enfermedades causadas por los entornos difíciles en el espacio.

Hadfield agregó:

La mayoría de los astronautas que enviamos en esas misiones no lo lograron. Ellos morirían. Marte está más lejos de lo que la mayoría de la gente piensa”.

Hadfield no está equivocado: hay una inmensa distancia entre la Tierra y Marte. El planeta rojo se encuentra aproximadamente 600 veces más lejos de nosotros que la Luna.

La situación se complica aún más por el hecho de que la distancia cambia constantemente a medida que los dos planetas orbitan al Sol.

Lo más cerca que puede estar la Tierra de Marte es una distancia de 54.5 millones de kilómetros, o sea 9.800 veces más que el viaje desde Londres y Nueva York.

Una distancia más útil es la brecha promedio, que es aún mayor a 225 millones de kilómetros.

Chris Hadfield es un astronauta retirado que ha pilotado dos misiones de transbordadores espaciales y se desempeñó como comandante de la Estación Espacial Internacional
Chris Hadfield es un astronauta retirado que ha pilotado dos misiones de transbordadores espaciales y se desempeñó como comandante de la Estación Espacial Internacional. Crédito: NASA

Llegar a Marte podría tomar,con la tecnología del Apolo 11, entre 128 a 333 días. Eso es casi medio año o un año de viaje. Es un período de tiempo increíble para estar a bordo de un transbordador estrecho, particularmente uno tan lejos de la Tierra, donde la oportunidad de lanzar misiones de rescate es casi imposible.

Los astronautas que pasan mucho tiempo en el espacio enfrentan riesgos significativos. Una es la amenaza de la radiación en el espacio profundo, que puede causar cáncer debido a la exposición prolongada.

Un estudio de 2016 publicado en la revista Nature encontró que los astronautas que pasan mucho tiempo en el espacio tienen un riesgo mucho mayor de enfermedad cardíaca mortal.

Hadfield comparó la hazaña de poner a los humanos en Marte al explorador portugués Fernando de Magallanes, quien es famoso por haber navegador alrededor del mundo entre 1519 y 1522.

Hadfield agregó:

Cuando Magallanes se lanzó en 1519, fue con cinco barcos y 250 personas para intentar dar la vuelta al mundo una sola vez, y casi todos murieron. Solo regresaron con 15 o 18 personas y una de las naves dadas”.

Un cohete Saturno V que lanzó una misión Apolo hacia el espacio.
Un cohete Saturno V que lanzó una misión Apolo hacia el espacio. Crédito: NASA

Hadfield dijo que los mecanismos actuales de viaje espacial de «cohetes químicos en llamas» son el «equivalente a usar un velero o un bote a pedal para intentar viajar alrededor del mundo».

Hay muchas compañías dedicadas al espacio que afirman poder realizar viajes a Marte en un futuro cercano, pero Hadfield es escéptico de que usarlas para llevar gente a Marte sea una buena idea.

Entre estos sistemas se incluyen el Sistema de lanzamiento espacial de la NASA, Big Falcon Rocket de SpaceX (planeado por el multimillonario tecnológico Elon Musk) y el cohete New Glenn de Blue Origin (financiado por el fundador de Amazon, Jeff Bezos).

Hadfield agrega:

Creo que nunca iremos a Marte con los motores que existen en ninguno de esos tres cohetes a menos que realmente tengamos que hacerlo. No creo que sean una forma práctica de enviar personas a Marte porque son peligrosas y tardan demasiado, y por lo tanto nos exponen a un riesgo durante mucho tiempo. Alguien tiene que inventar algo en lo que aún no hayamos pensado”.

Fuente: The Sun


Like it? Share with your friends!

2 comments, 235 shares
CodigoOculto.com
La historia y sus misterios, civilizaciones antiguas, Ovnis, Vida extraterrestre, Complots. Información alternativa para liberar mentes.

2 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Posible mente llegaron el equipo ruso, americano, nazis científicos y extraterrestres tras el tratado del pacto, presunto, el 20 de febrero de 1954, con EL EXPRESIDENTE EINSENHOWER, cuyo acuerdo estuvo la posibilidad de preparará la habitabilidad del PLANETA MARTE, con bombas atómicas que pudieron cambiar el clima, pero no las bombas atómicas al uso por parte de la tecnología mortal, que ese es otro tema pues puede ser plausible que la tecnología atómica que le fue ofrecida a los nazis por los extraterrestres, mal llamados, porque son descendencia, plausible, de la mortalidad arcaica que partió al espacio exterior y creó los planetas de nuestro sistema habitables y destruyó con guerras nucleares como pasó en EL PLANETA TIERRA EN TIEMPO DE PANGEA, luego la tecnología atómica sería una tecnología extraterrestre adaptada por la mortal actual, generó una bomba inmersiva capaz de invertir la explosión atómica que en vez de expandir por implosión la energía nuclear esta segunda bomba la implosión invertida hace que la energía liberada, los átomos atómicos liberados pudieran ser concentrados limpiando la atmósfera de la contaminación radiactiva a la vez que invirtió la contaminación radiactiva arcaica que destruyó el planeta MARTE, logrando sobre la década de los 60 del siglo pasado mortal, más siete años, por desfase del calendario occidental, lograr hacer habitable el PLANETA MARTE, estabilizando su atmósfera hasta hacerlo habitable y descontaminarlo de irradiación nuclear, que tarda unos cinco años de regenerar la atmósfera y el clima, presunta mente, con la tecnología avanzada de los mal llamados extraterrestres, descendientes de la mortalidad arcaica de Pangea, que creó esta tecnología para recuperar los pocos planetas habitables que presunta mente queda y pudieron ser creados por esta mortalidad arcaica… qaral.

  2. Pues imagínate, si dicen que “podrían” haber llegado a Marte en 1960, pues en 2018 van y vienen de marte sin que nos demos cuenta.