Hallan un pez de 400 millones de años, antepasado de dinosaurios y humanos


8 shares

Un equipo de paleontólogos han descubierto los restos fosilizados del pez óseo más antiguo hasta ahora hallado, que vivió en los antiguos mares Devónicos hace aproximadamente 400 millones de años.

Este pez, denominado «Ligulalepis», se encuentra relacionado estrechamente con nuestros propios antepasados; un grupo de animales llamados «osteíctios», que poseen esqueletos óseos y mandíbulas, y que incluye muchos peces modernos y todos los anfibios, aves, reptiles y mamíferos. Debido a que el Ligulalepis se encuentra debajo de la rama de los osteíctios, viene a ser un ancestro de los humanos. Además, un 98 por ciento de los vertebrados vivientes surgieron de esta rama del árbol de la vida.

Un grupo de investigadores de la Flinder’s University, en Adelaide, Australia, junto a otro grupo internacional de investigadores, descubrieron y estudiaron los restos fósiles de este pez. Ellos hallaron dos cráneos fosilizados en Australia, sin embargo ninguno era perfecto, y los 400 millones de años que pasaron habían dejado cierto desgaste en los restos.

Pero, gracias al uso de escaneos 3D y datos de microtomografía computarizada (micro-CT) de rayos X, los investigadores lograron crear un modelo digital del cerebro, basándose en la forma que habría tenido dentro del cráneo. Además, los investigadores pudieron determinar la forma del techo craneal y la de los conductos nasales y del oído, lo que les brindó información acerca de cómo evolucionaron nuestros primeros ancestros.

Representación artística del Ligulalepis, uno de los primeros peces óseos conocidos
Representación artística del Ligulalepis, uno de los primeros peces óseos conocidos. Crédito: Brian Choo / Flinder’s University

Según el comunicado de prensa, el antiguo pez también estaba empezando a desarrollar huesos en las aletas frontales, que posteriormente evolucionarían en brazos, muñecas y dedos.

En los años recientes se han realizado diversos e importantes descubrimientos en Biología Evolutiva, que intentan comprender detalles sobre el misterioso árbol de la vida. Así fue como los científicos lograron descubrir recientemente un ancestro aún más antiguo que separa a los peces no huesudos (tiburón) de los peces huesudos (caballa). Además, los investigadores descubrieron que algunas formas de vida antigua podían vivir sin oxígeno, y que todos los animales descendieron de ancestros esponjosos.

Pueden ver cómo activar los subtítulos en español para el siguiente vídeo, en esta GUÍA.

El estudio científico ha sido publicado en la revista Evolutionary Biology.

Artículo escrito por: Fernando T. para CodigoOculto.com

Síguenos en nuestra página de Facebook: CODIGO OCULTO.


Like it? Share with your friends!

8 shares
Fernando T.

Editor en CodigoOculto.com / Investigador de MUFON / Ingeniero informático. Me encanta obtener y difundir conocimiento, escribo sobre ciencia y acerca de muchos de los misterios de nuestro Universo.

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *