Decodificando Nosferatu «Simbología ocultista, tras el vampiro inmortal»


4 comments, 610 shares
Decodificando Nosferatu «Simbología ocultista, tras el vampiro inmortal»
Símbolos ocultistas mostrados en Nosferatu. Crédito: personal.umich.edu / Wikimedia Commons

«De la semilla de Belial surgió, el vampiro Nosferatu, que como tal, vive y se alimenta de la sangre de la humanidad. Irredento mora en cuevas terroríficas, cámaras funerarias y ataúdes, mientras estén llenos, de tierra maldita de los campos de la negra muerte». Libro ‘De espíritus aterrorizados por vampiros, sortilegios, y los siete pecados capitales’. Nosferatu, 1922.

Cuenta la leyenda que en 1916, mientras el mundo asistía horrorizado a la primera guerra mundial, un grupo de soldados alemanes estacionados en las trincheras de Serbia, fueron abordados por un campesino rumano, quién empezó a relatarles una espeluznante historia. Narró el anciano, su padre había sido un mal hombre, fallecido luego de protagonizar un accidente, siendo enterrado sin recibir confesión. Tras su defunción, comenzaron a suceder eventos extraños, siendo aquella región asolada por muertes repentinas, como si se tratase de una verdadera plaga, asolando a aquellos pobre desgraciados.

Fotograma de Nosferatu
Fotograma de Nosferatu. Cortesía: unaffiliatedcritic

Los primeros indicios hablaron de un rostro familiar vinculados a todos esos crímenes, que según el anciano no era otro que su difunto padre. Tras ese descubrimiento, un destacamento de soldados encabezados por él mismo, se dirigió a la tumba de su antiguo progenitor, cuyo cadáver fuera profanado, atravesándole una estaca en el pecho. Para asombro de aquellos hombres, el cadáver profirió chillidos ensordecedores, retorciéndose en la sombras, hasta deshacerse en una nube de polvo. Luego de escuchar este relato aterrador, los soldados alemanes enmudecieron en sus pensamientos. Para Albin Grau, un joven interesado en las ciencias ocultas, aquella experiencia sonó a revelación. Aquel joven, no tardaría mucho tiempo en ver sus recuerdos materializados, cuando inicie su proyecto sobre uno de los vampiros más famosos de la historia.

«Nosferatu – Sinfonía del Horror». Un estreno accidentado.

Nosferatu, DVD. Gran Bretaña
Nosferatu, DVD. Gran Bretaña. Cortesía: videocollector.co.uk

El 15 de Marzo de 1922 el reconocido cineasta alemán, Friedrich Wilhelm Murnau, presenta en el prestigioso Primus Palast de Berlín, a «Nosferatu. Sinfornía del Horror». Semanas antes de su estreno oficial, avances del film fueron mostrados en sociedad, pidiéndose al público participante acudiera con vestidos de época. Aquellos días se conocieron, como la semana del Festival Nosferatu. Pero esos festejos fueron rápidamente empañados, ante las acusaciones de Florence Stoker, viuda de Bram Stoker, famoso autor de Drácula, qué reclamó derechos de autor. Los Tribunales le dieron la razón, y se dictaminó la destrucción de todas las copias existentes. Pero Nosferatu se las ingenió, y sobrevivió a la drástica decisión judicial. Fue un presagio del destino, aunque tal vez el film esté custodiado por fuerzas más profundas. Indaguemos.

Cartel Francés de 1922, promocionando el film
ECartel Francés de 1922, promocionando el film. Cortesía: spookyisles

Para entender el trasfondo oculto tras la realización de Nosferatu, es necesario abordar la figura de Albin Grau. Nacido en 1884 en Schonefeld, cerca de Leipzig Alemania, sus primeros inicios fueron como obrero de Panadería. Más tarde se interesó por el arte, y se convirtió en estudiante de la Academia de Arte en Dresde. Con la llegada de la Primera Guerra Mundial, se alistó como enfermero en el Frente Oriental, ayudando en amputaciones efectuadas sin aplicar anestesia.

Una de las pocas fotografías existentes, del enigmático Albin Grau
Una de las pocas fotografías existentes, del enigmático Albin Grau. Cortesía: parareligion

Estas duras experiencias marcaron a Grau, que quizás para escapar de aquellos recuerdos, buscaría más tarde consuelo en el ocultismo, como tantos alemanes en su época. Su vuelta a la vida civil, llevó a Grau a trabajar como ilustrador de propaganda para el Nort-German Lloyd, así como posteriores compañías. Luego se introduce en la naciente cinematografía, colaborando en el guión de producciones como Dr. Mabuse, Vampire, El Gabinete del doctor Caligari. Albin Grau también se destacó como arquitecto en films tan icónicos como, Die Nibelungen ,Fritz Lang, 1922.

Prana Film. La Productora Ocultista

Logo de Prana Film, el yin y el yang, y algo más. Productora fundada por Albin Grau en 1921
Logo de Prana Film, el yin y el yang, y algo más. Productora fundada por Albin Grau en 1921. Cortesía: Wikimedia Commons

Fue en 1921 cuando Albin Grau junto al empresario Enrico Dieckmann, fundan Prana Film. Aquella dupla «anunció planes para tres películas, Dream of Hell, The Devil of Swamp y un drama sobre un vampiro», Nosferatu, sería el único proyecto que vería la luz. Bajo estos inocentes anuncios donde se incluía la publicación de literatura, el público ignoraba la naciente productora buscaba materializar visiones ocultistas, que en el caso de Albin Grau, sonaban casi a una declaración de principios.

Cartel de Prana Film
Cartel de Prana Film. Cortesía: disenologias

Según algunos biógrafos Albin Grau inicia sus primeros contactos ocultos en Praga, Checoslovaquia, donde se dice residió un tiempo, alojado en una posada no mencionada, también frecuentada en su época por el místico emperador Rodolfo II, conocido por su defensa de las Artes Mágicas y la Alquimia. Allí en esos retiros, Albin Grau habría insinuado sus primeras ideas sobre el vampirismo, que creía «habría azotado aquel lugar, y que se había alimentado de los cuerpos de los soldados muertos, en la primera guerra mundial».

Atlantis, ilustración mística de Albin Grau
Atlantis, ilustración mística de Albin Grau. Cortesía: propraetor666.tumblr

En Berlín mientas tanto, sus vinculaciones esotéricas se volcarán a la poderosa Sociedad Teosófica, que serán de gran influencia en la elección de Prana, como nombre para su productora. Y es que Prana, además de su concepto asociado a una misteriosa fuerza universal, término que luego retomaremos, alude a una vieja revista teosófica de 1906, editada por un místico alemán muy reconocido, Hugo Vollrath.

Prana, revista teosófica, editada por Hugo Vollrath
Prana, revista teosófica, editada por Hugo Vollrath, 1911. Cortesía: iapsop.com

También es importante señalar que en ese periodo teosófico, Grau conocerá a uno de sus primeros mentores, Eugene Grosche, quién lo introducirá en la Logia Pansófica, también conocida como la Hermandad de los Buscadores de la Luz, donde llegará ser presidente bajo el apelativo de Master Pacitius (El Maestro de la Silla). Luego vendría su breve paso por la poderosa O.T.O (Ordo Templo Orientis), impulsado por otro de sus mentores, Henrich Traenker, quién habría sido iniciado por el mismísimo Rudolf Steiner, padre del movimiento antroposófico, y con un papel esencial, como también veremos, en la edificación de Nosferatu.

Nosferatu. El Portador de la Enfermedad

Cartel de Nosferatu, creado por Albin Grau. Cortesía: johncoulthart.com

Fue dentro de este contexto salpicado por logias ocultas, donde Albin Grau planificó sus próximos movimientos cinematográficos, plasmando a través de Prana Film, la increíble Nosferatu. Friedrich W. Marnu fue reclutado como director, aunque aún no había despuntado como realizador estrella, que más tarde le llevaría a obtener su primer óscar en 1929. Otra de sus inclusiones fue Henrik Galeen, quién escribiera el guión para Der Golem, 1915, una de las primeras producciones del llamado cine expresionista, y que según se rumoreaba, era miembro de la Orden Rosacruz.

Ilustración de Nosferatu obra de Albin Grau
Ilustración de Nosferatu obra de Albin Grau. Cortesía: alchetron.com

En cuanto a Grau su entrega al proyecto fue total, ya que no solo coordinó la difícil realización, sino que además fue su director artístico, y diseñador de vestuario. También se encargó, «de los bocetos de cada una de las escenas de la película, inspirándose en las ilustraciones que realizó Hugo Steiner, para la novela de Gustav Meyrink, «El Golem». La publicidad corrió también por su cuenta, ilustrando carteles, escribiendo artículos e incluso como responsable de un eslogan premonitorio aludiendo a «un film erótico-ocultista-espiritista-metafísico», inmensa declaración. Para la inmortalización del famoso vampiro, se requirió los servicios del actor Max Schreck, cuya caracterización haría historia. Otra de las innovaciones en cuanto a Nosferatu, resaltó por su utilización de escenarios naturales, rompiendo con los clásicos decorados de estudio, tan en boga en la concepción expresionista, así como la introducción de efectos especiales, de técnica muy avanzada para la época.

Cuando Nosferatu llegó a las pantallas berlinesas en aquel 1922, su estreno fue rápidamente aclamado, catalogado como una joya de expresionismo alemán, sin advertir los críticos un trasfondo oculto, que solo los últimos años comienza a revelarse. Veamos.

La Sangre es Vida – Rudolf Steiner

El Significado Oculto de la Sangre. Rudolf Steiner, 1906
El Significado Oculto de la Sangre. Rudolf Steiner, 1906

En 1906 se publica el «Significado Oculto de la Sangre». Aquel texto lleva la firma de Rudolf Steiner, destacado espiritualista alemán, y apasionado de Wolfgang von Goethe. Steiner quién también fuera un importante estudioso metafísico, y que más tarde daría vida al movimiento antroposófico, escribe en aquel famoso texto nacido del inmortal Fausto de Goethe, «que la sangre es el fluido vital, porque es el vehículo del oxígeno, auténtico aliento de la vida».

Fotografía del gran Rudolf Steiner, durante su estancia en Suiza, 1914
Fotografía del gran Rudolf Steiner, durante su estancia en Suiza, 1914. Cortesía: anthroposophie.ch

A este fluido vital, algunos ocultistas bautizarán como Prana, el aliento vivo. Continúa Steiner postulando que en el hombre conviven siete estados intermedios, «el cuerpo físico, el cuerpo etérico o vital, el cuerpo astral, el yo o ego, y tres estados superiores. El conjunto es el hombre realizado en siete planos o sapta prana». Teniendo en cuenta estas divisiones, «Nosferatu sería un ser en estado animal, un cuerpo astral sin consciencia, incluso separado del cuerpo físico, y con un cuerpo etérico inestable, tomado de sus víctimas».

Paracelso, y la sombra de Edward Bulwer Lytton

En el Bulwer de Nosferatu, homenaje doble, Paracelso, y Edward Bulwer Lytton
En el Bulwer de Nosferatu, homenaje doble, Paracelso, y Edward Bulwer Lytton. Cortesía: unaffiliatedcritic.com

«El profesor paracelsiano BULWER que en esa época investigaba los secretos de la naturaleza, y sus más profundas conexiones me habló de eso». Así se pronuncia Nosferatu sobre una de sus escenas claves, presidida por la figura del catedrático Bulwer, y que aunque se ha decodificado como vinculado a la figura de mítico Paracelso, esta escritora piensa, hay un elemento omitido o mejor dicho poco advertido, que también merece atención. Pero antes de develar este segundo misterio encerrado este cartel de la película, examinemos la conexión Paracelso.

El enigmático Paracelso
El enigmático Paracelso. Cortesía: biografia.org

Quién fuera un reputado médico, alquimista y astrólogo suizo, Theophrastus Phillippus Aureolus Bombastus von Hohenheim, conocido como el gran Paracelso, escribió al referirse a las enfermedades, «todo órgano del cuerpo físico enferma cuando su contraparte etérica ha enfermado, y a la inversa: sana el cuerpo físico cuando el etérico está curado», por lo tanto desde esta visión, un vampiro sería similar a «un cuerpo astral, un cuerpo ficticio, una aparición, una sombra, un fantasma desprendido del cuerpo físico».

Aquella entidad nacería como consecuencia de la enfermedad del espíritu, creciendo a partir de los malos pensamientos, enfatizado por el miedo y la ignorancia, que en su recorrido como plaga, llevará a la contaminación del cuerpo astral.

Edward Bulwer Lytton, y un libro de lectura esencial Vril. La Raza Futura, 1871. Actualmente, estoy en plena redacción de un libro, sobre el misterio del Vril, a publicarse pronto.
Edward Bulwer Lytton, y un libro de lectura esencial Vril. La Raza Futura, 1871. Actualmente, estoy en plena redacción de un libro, sobre el misterio del Vril, a publicarse pronto.

Pero como dijimos la clave de este acertijo no se resuelve por completo apelando al pensamiento paracelsiano, una pista, y no menos importante, se oculta tras el nombre del profesor BULWER. Y es que Bulwer para quién escribe, es una clara alusión a Edward Bulwer Lytton, el famoso escritor británico autor de «Vril. La Raza Futura», 1871. Hablamos de Prana, un concepto de origen hindú aludiendo a una misteriosa fuerza universal. Bulwer Lytton por si el lector ignora, compartió la misma visión, bautizando a esa energía oculta como Vril.

De Grimorios y Pactos Diabólicos

 

Escena ocultista de Nosferatu, evidenciando la presencia, de enigmáticos símbolos
Escena ocultista de Nosferatu, evidenciando la presencia, de enigmáticos símbolos. Cortesía: personal.umich.edu

Otra escena no menos enigmática, y cargada de enorme connotación oculta dentro del film, es aquella donde aparecen unos extraños documentos, que algunos estudiosos identifican como parte de antiguos alfabetos mágicos, y que dentro del hermetismo son conocidos como Grimorios (o pactos luciféricos). Uno de ellos se referencia en «El Libro de la Magia de Abramelín el Mago», también llamado El Libro de Abramelín, uno de los libros mágicos por excelencia. Se dice que este tratado indica la forma de «resucitar muertos para convertirlos en vampiros, por obra de los espíritus de las Empusas, y sobre todo por estar involucrados los cuatro Príncipes Soberanos del Infierno (Satán, Lucifer, Belial, y Leviatán)». Es interesante señalar que esta obra fue utilizada por la misteriosa logia húngara La Orden del Dragón como parte de sus rituales de enseñanza, que contó entre sus miembros a Vlad Tepes II Dracul Voivoda de Valaquia (antiguo sur de Rumania), y cuyo hijo fuera el legendario Vlad Tepes III, conocido como el Empalador, o sea el Drácula de Bram Stocker. Otros libros aludidos en este pasaje de Nosferatu, tienen al texto rosacruz, «Ritual de la Muerte Egipcia», así como los escritos del jesuita alemán Athanasius Kircher, y «Dogma y Ritual de la Alta Magia», del famoso ocultista francés, Eliphas Levi

Conexión Fátima, o el Misterio de la Redención

Mientras realizaba mi investigación para éste artículo, me topé con un trabajo del cineasta y escritor británico independiente, KV Turley. Bajo el título de «Nosferatu y el triunfo del corazón inmaculado», este autor desgrana una visión sorprendente, uniendo dos concepciones a priori irreconciliables, como son los enigmas de Fátima y Nosferatu, y que echa luz sobre otro momento clave del film.

El Milagro de Fátima, 1917. La Virgen del Inmaculado Corazón
El Milagro de Fátima, 1917. La Virgen del Inmaculado Corazón. Cortesía: guioteca.com

Escribe Turley:

El rodaje de Nosferatu comenzó en agosto de 1920. Tres años antes se produjeron una serie de apariciones en el pueblo portugués de Fátima. Fue allí donde tres niños campesinos causaron consternación, por lo que decían ver, y luego por lo que hablaron, a saber, el triunfo del Corazón Inmaculado. Durante el curso de Nosferatu, los inter-títulos, es decir, el discurso y las descripciones insertadas en el rodaje de una película muda, hablan de lo único que vencerá a la malvada pestilencia traída a Alemania en la forma de los No Muertos, será vencida por una mujer con el corazón puro. Como se mencionó anteriormente, los creadores de la película no eran cristianos. Su trabajo fue influenciado por otras fuentes sobrenaturales, diametralmente opuestas a esa fe. Y, sin embargo, el personaje femenino central en la película, Ellen, es una mujer de corazón puro, y a quién le corresponde el desafío de enfrentar el entonces azote de los No Muertos, que traen males no contados a las vidas de los habitantes de Wisborg. Esa confrontación entre estos dos principios, tiene lugar justo antes del amanecer. Es esta venida de la luz a un mundo oscuro, lo que finalmente destruirá al vampiro, y el agarre que ejerce sobre todos los que lo rodean. Ellen es el conducto del poder de esa luz, pero también una víctima voluntaria de sacrificio. Con un crucifijo claramente mostrado en el fondo cuando se da cuenta de lo que debe hacer, la alusión es clara.

Ellen, la heroína de Nosferatu y su sacrificio. La mujer de corazón puro, que logra vencer al vampiro
Ellen, la heroína de Nosferatu y su sacrificio. La mujer de corazón puro, que logra vencer al vampiro. Cortesía: unaffiliatedcritic.com

Hay otra referencia, una que es tan aparente, pero, paradójicamente, fácil de perder. Mire de cerca una vez más las escenas finales de la película, y más particularmente lo que se muestra en la mesa de noche de Ellen. Ahí está el crucifijo, pero además hay algo más. Lo que parece ser un conjunto de cuentas de rosario es prominente. Dado el escenario del norte alemán y claramente protestante de la película, esto es realmente sorprendente. En las Apariciones en Fátima, el Rosario fue fundamental para el mensaje que se dio allí, uno que hablaba del triunfo final de la mujer con un corazón puro, un Corazón Inmaculado. A la luz de esto, ¿podrían las cuentas en estas imágenes finales ser más que una simple coincidencia?”.

Hasta aquí.

Conclusión:

La decodificación esotérica del Nosferatu sin dudas ofrece sorprendente legado, y que despierta aún hoy día miles de interrogantes. Nuestra lectura en este caso, es solo un simple destello. Sin dudas para quién escribe, uno de los cien films para ver antes de morir.

Curiosidades

Luego del estreno del film, Albin Grau el hombre que más aportó a su concepción, se retiró del mundo del cine, para abrazar su pasión más ardiente, el ocultismo. En 1925 se incorporó como colaborador de Fraternitas Saturni, una enigmática orden oculta, a la cual aportó «textos, bocetos, y fotografías de meditación a su publicación, «Saturn Gnosis», siendo conocido dentro de la orden como Peregrinus. Sus últimos años lo vieron en Suiza, donde falleció en 1971.

En 2001 se estrenó La Sombra del Vampiro, inspirada en el rodaje de Nosferatu, producción aclamada como un gran homenaje. Cinco años después en 2006, el historiador español Luciano Berriatúa lleva a cabo la restauración del film, luego de una asombrosa investigación, y verdadero acontecimiento mundial.

Una nota sin embargo menos luminosa ocupó los titulares en 2015, cuando se conoció que el cráneo de Friedrich Murnau director del film, le fue seccionado su cráneo, robo no descartado por las autoridades, como vinculado a logias satánicas. Triste ironía de un realizador que en vida fue ateo.

La Sombra del Vampiro, sorprendente film de 2001, con la magistral actuación de Willem Defoe
La Sombra del Vampiro, sorprendente film de 2001, con la magistral actuación de Willem Defoe. Cortesía: cailegdl.com
Tumba de de Friedrich Murnau, que en 2015 enfrentó el robo de su cráneo. ¿Obra de Satanistas?
Tumba de de Friedrich Murnau, que en 2015 enfrentó el robo de su cráneo. ¿Obra de Satanistas? Cortesía: Wikimedia Commons
El libro del historiador español Luciano Berriatúa, que sorprendió al mundo con su increíble investigación
El libro del historiador español Luciano Berriatúa, que sorprendió al mundo con su increíble investigación.

Nosferatu 1922 –Restauración de Luciano Berriatúa

Bibliografía

Libros:

  • Berriatúa, L.
    Un film erótico, ocultista, espiritista, metafísico.
    España: Divisa Ediciones, 2009

Sitios Web:

  • AGR
    Siguen sin encontrar la cabeza del cineasta alemán F.W. Murnau que fue robada de su tumba hace un año (Enlace)
  • Amazing Stories
    Movie Review Nosferatu, 1922. Copiraight ¿What Copiraight? (Enlace)
  • Carrasco, M.
    15 claves que quizá no conozcas sobre “Nosferatu” (Enlace)
  • Coulhart, J.
    Albin Grau’s Nosferatu (Enlace)
  • Fraternitas Saturni
    Albin Grau (Enlace)
  • Kalat, D.
    NOSFERATU TO YOU TOO, AND THE HORSE YOU RODE IN ON (Enlace)
  • LA SOMBRA DE ALBIN GRAU (Enlace)
  • Marañón, D.
    NOSFERATU UNA SINFONÍA OCULTISTA (Enlace)
  • NOSFERATU RESUCITA (Enlace)
  • Northatlanticblog
    Occultism in 1922’s Nosferatu (Enlace)
  • The Aleister Crowley Society
    Albin Grau (Enlace)
  • Theofantastic
    The Esoteric “Nosferatu” (Enlace)
  • Turley, K.
    Nosferatu and the Triumph of the Immaculate Heart (Enlace)
  • Watson, C.
    Nosferatu and occult (Enlace)

Una publicación de CodigoOculto.com – Todos los derechos reservados. Prohibida su copia sin autorización.


Like it? Share with your friends!

4 comments, 610 shares
Débora Goldstern
Bibliotecaria de Profesión, natural de Buenos Aires, Argentina. Presta servicios en la Universidad Abierta Interamericana desde hace 16 años. Además es escritora e investigadora, dedicándose al estudio de las civilizaciones andinas desaparecidas por más de 20 años. Ha participado como consultora de la revista Ufo Brasil, ha sido expositora en diversos congresos y es regularmente convocada por programas de radio, tv, documentales, films y canales de Internet. Ha publicado dos libros: «Secretos subterráneos de los mundos olvidados - Cueva de los Tayos» y «Tierra Hueca». Débora es colabora permanente en CodigoOculto.com desde Diciembre de 2018.

4 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *