Sonda Cassini captura una asombrosa imagen de la atmósfera nebulosa de Saturno

Sonda Cassini captura una asombrosa imagen de la atmósfera nebulosa de Saturno

La imagen de Cassini permite observar los anillos de Saturno, capturados en luz visible desde unos 680.000 kilómetros de distancia.

La imagen, una de las últimas de esta sonda, fue capturada por el satélite el 10 de abril y muestra un lado de los anillos iluminado por el sol a unos 19 grados.

La última presentación de la foto «coloreada» por la NASA da a conocer cómo se ven los anillos de Saturno sobre el horizonte del planeta, iluminados por el sol.

A lo largo del borde del planeta a la izquierda se puede ver una niebla fina, separada, que desaparece hacia el lado derecho de la imagen.

Recientemente, Cassini, que fue lanzado el 15 de octubre de 1997, inició la fase final de su viaje, haciendo un giro alrededor de Titán, el mayor de los satélites de Saturno y el segundo del sistema solar.

Tras el acercamiento, la nave espacial trazó un curso hacia el gigante planeta, en el que desaparecerá en septiembre de este año.

Esta visión de color falso de la nave Cassini de la NASA muestra los anillos más allá del horizonte iluminado por el sol de Saturno. A lo largo de la extremidad (el borde del planeta) en la izquierda se puede ver una niebla fina, separada. Esta neblina desaparece hacia el lado derecho de la escena.

Esta visión de color falso de la nave Cassini de la NASA muestra los anillos más allá del horizonte iluminado por el sol de Saturno. A lo largo de la extremidad (el borde del planeta) en la izquierda se puede ver una niebla fina, separada. Esta neblina desaparece hacia el lado derecho de la escena.

Culmina así la misión «Solsticio» de la sonda, la cual duró siete años. Gracias a esta, los científicos lograron observar el cambio de temporadas en el planeta y todos los fenómenos que lo acompañan. Por ejemplo, hace cinco años Cassini registró en la atmósfera de Saturno un gigantesco huracán con la llegada de su «otoño», así como logró observar la migración de las tormentas invernales en su satélite Titán.

Pero el hallazgo más importante en todos estos años fue el descubrimiento del agua expulsada por los géiseres de Encélado. Esto llevó a los científicos a concluir que este satélite congelado de Saturno puede ser uno de los cuerpos capaces de albergar vida.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0