Científicos descubren un arrecife de coral de 1.000 Km. en desembocadura del río Amazonas

Científicos descubren un arrecife de coral de 1.000 Km. en desembocadura del río Amazonas

Un equipo internacional de investigadores ha descubierto un gran arrecife de coral de aproximadamente 1.000 km (600 millas) en la desembocadura turbia y fangosa del río Amazonas.

El increíble descubrimiento demuestra que no importa cuanto creamos que conozcamos la superficie de nuestro planeta, siempre hay secretos para nosotros por descubrir. En este caso, un enorme y floreciente arrecife de coral parece extenderse desde el extremo sur de la Guayana francesa hasta el estado de Maranhão en Brasil.

El anuncio también llega en un momento cuando peligran muchos de los arrecifes de coral en el mundo. Científicos esta semana admitieron que el 93 por ciento de la gran barrera de coral ha desaparecido, y que además porciones grandes no podrán ser recuperadas. Así que el descubrimiento de un nuevo Arrecife es una buena noticia. Pero ¿Cómo pasó tanto tiempo sin que nadie lo haya descubierto?

El arrecife fue capaz de permanecer oculto tan bien porque en la boca del Amazonas fluye demasiada agua, aproximadamente una quinta parte del agua de los ríos que desembocan en los océanos se vierte aquí, en la desembocadura del Amazonas.

El agua que fluye trae consigo nutrientes, materia orgánica y residuos recogidos a lo largo 6.992 km – un sinuoso recorrido de bosques, ríos y tierras de cultivo de América del sur. Cuando finalmente el agua llega al punto indicado, trae mucho barro, lo que desencadena una diversidad de floraciones de algas, que nublan el agua de la Cañada.

Se sabe que desde hace casi 40 años existe un documento que describe especies de peces de arrecife y esponjas que solían ser dragadas para arriba de la desembocadura del Amazonas.

Pero desde entonces, nadie había realmente pensado esto – después de todo, dada nuestra comprensión general de los arrecifes de coral, no se esperaba encontrar esto en dicho lugar.

Un equipo liderado por el investigador Rodrigo Moura, de la Universidad Federal de Río de Janeiro, exploró esta región poco conocida en tres cruceros oceanográficos con la colaboración de Brasil y Estados Unidos.

En esa travesía, identificaron una gran zona de algas coralinas y altos niveles de partículas en suspensión, características que se formaron por condiciones diferentes a las que dan forma a los arquetípicos arrecifes de coral tropicales.

Las características de este sistema no solo son diferentes a las conocidas hasta el momento, sino que “su salud ofrece información sobre cómo los ecosistemas de coral pueden responder a la aceleración del calentamiento global”, señalan los expertos.

Los autores advierten que el desarrollo a escala industrial del Amazonas, con perforaciones para obtener petróleo cerca de los arrecifes, podría presentar un gran desafío para este sistema de arrecifes únicos.

Imagen por Lance Willis via Patricia Yager

Todavía hay más investigación que realizar en las especies que viven en dicho lugar. Pero según Rebecca Albright, una oceanógrafa e investigadora de corales del Instituto Carnegie para la Ciencia, que no participó en este estudio, cree que este hallazgo ya es algo grandioso.

«Tradicionalmente, nuestra comprensión de los arrecifes se ha centrado en arrecifes de coral poco profundos tropicales que albergan una biodiversidad que rivaliza con las selvas tropicales», dijo ella. «El nuevo sistema de arrecife amazónico descrito en este artículo es otro ejemplo de un arrecife marginal que previamente no sabíamos que existía.»

La investigación ha sido publicada en Science Advances. Usted también puede leer más sobre el descubrimiento en The Atlantic.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0