El tren de aterrizaje de aluminio de 250 mil años que desafía a la Historia convencional

El tren de aterrizaje de aluminio de 250 mil años que desafía a la Historia convencional

Descubierto en el verano de 1973, este artefacto fuera de lugar (oopart) ha sorprendido tanto a creyentes y algunos escépticos por igual por más de 40 años, e incluso ahora en la llamada edad moderna, aún no existe una explicación concluyente. Esta es la historia del tren de aterrizaje de aluminio (llamado The Aluminum Heel), un antiguo artefacto descubierto entre los restos fosilizados de mamuts. Esto sería un descubrimiento más, sino fuera porque el Aluminio según la historia recién fue descubierto a finales del siglo 19.

Los trabajadores en una cantera de arena en las orillas del río Mures, situado cerca de la ciudad de Aiud en Rumania, desenterraron este peculiar objeto mientras cavaban a una profundidad de 33 pies (10 metros), y no habría probablemente sido descubierto de no ser por el hallazgo de un depósito de fósiles. Un experto llegó inmediatamente al sitio y tras una inspección minuciosa, determinó que los restos fosilizados pertenecían a mamuts, y que aquel misterioso artefacto posiblemente era una cabeza de hacha de piedra utilizada por los hombres prehistóricos para cazar las bestias colosales.

Los hallazgos fueron enviados al Museo de historia de Transilvania en Cluj-Napoca furtherly, y después de quitar la capa endurecida de barro que recubría al objeto, los arqueólogos quedaron perplejos al encontrar evidencia de un elemento artificial hecho de un metal ligero y duradero. Los fósiles de mastodonte poseían por lo menos 10.000 años, y aquella herramienta metálica estaba enterrada junto a ellos. El objeto mide 8 x 5 x 3 pulgadas y pesa aproximadamente 5 libras. Su forma y otras particularidades detalladas revelaron claramente que alguna vez perteneció a un conjunto mayor.

The Aluminum Heel, un extraño artefacto de aproximadamente 250 mil años de antigüedad y hecho de aluminio, un metal que recién fue descubierto en 1827.

The Aluminum Heel, un extraño artefacto de aproximadamente 250 mil años de antigüedad y hecho de aluminio, un metal que recién fue descubierto en 1827.

Después de un acalorado debate, los investigadores acordaron mutuamente que se asemejaba a los pies del tren de aterrizaje de un avión. Entonces, ¿cómo podría esta pieza anómala estar junto con restos de mamuts si los habitantes de aquella era no poseían conocimiento alguno de metalurgia? Aún más, ¿cómo podría un dispositivo de vuelo existir en nuestro planeta en un punto tan distante en el tiempo?

Con la esperanza de dilucidar este misterio, el equipo de investigadores rumanos envió muestras del artefacto al Radioactive Metal Research and Development Center en Baia Mare, Rumania. Los resultados mostraron que el objeto estaba compuesto de una mezcla de 80% de aluminio y otros elementos. Para confirmar los resultados, otro fragmento fue enviado al Research Institute en Lausana, Suiza, pero las pruebas volvieron a arrojar el mismo resultado.

Estos resultados desconcertaron aún más al equipo de investigadores, ya que no podían entender cómo este metal que fue descubierto en 1827 (según la historia convencional) y que recién se produjo en a nivel industrial a finales del siglo XIX, fue utilizado por los antiguos en una forma prefabricada y lo más importante, ¿cómo este objeto terminó junto a un montón de huesos de mastodonte que podrían tener millones de años?

Uno de los fósiles encontrados en el sitio

Uno de los fósiles encontrados en el sitio

La respuesta a esta pregunta probablemente era demasiado peligrosa para ser hecha pública, es por eso terminó en un almacén del Museo hasta 1995 cuando dos editores de la revista de ovnis de Rumania, llamada RUFOR, descubrieron la existencia de este elemento desconcertante y pidieron otro conjunto de pruebas. Como era de esperar, el análisis químico tuvo el mismo resultado, y no había duda del origen artificial del objeto.

Sin embargo, el nuevo equipo de investigadores reconoce una pista diferente que anteriormente había sido ignorada: la capa de óxido de aluminio de la que el artefacto estaba cubierto. El Aluminio no se deteriora fácilmente, pero la capa de óxido presente en este artefacto era de 3 milímetros de grosor. Los investigadores tomaron esto como una señal de que el objeto había precedido por mucho el descubrimiento del aluminio, 250.000 años para ser más precisos.

Sus afirmaciones fueron respaldadas por otro hallazgo. Con la ayuda de un microscopio electrónico, examinaron la estructura interna del aluminio permitiendo descubrir que la estructura del enrejado en sí mismo parece ser “muy antiguo” y los “elementos aleados parecen volver a sus propias estructuras.”

«No tenemos idea cómo se comportaría o cómo se vería un pedazo de aleación de aluminio de un cuarto de millón de de años; pero la cuña de aluminio descubierta cerca de Aiud encaja en el perfil bastante bien», dijo George Cohal, uno de los expertos que examinaron el extraño artefacto. «Es lo más curioso que he visto en mi vida», concluyó.

El “tren de aterrizaje de aluminio” o “Aluminum Heel“, como fue llamado, sigue siendo uno de los más enigmáticos atefacto descubiertos por los arqueólogos en Rumania, y el hecho de que todavía se muestra en el Museo de Transilvania, lo hace un artefacto extremadamente único. Si se va a reescribir nuestra historia, está aún está por descubrirse, pero teniendo en cuenta las desapariciones de otros objetos similares encontrados, es posible que ocurra lo mismo. Esperemos que esta reliquia sea bien conservada, pues algún día, gracias a ella, podremos redefinir lo que sabemos de la historia.

Siempre relacionamos el término “prehistória” con el inicio de la civilización, una civilización con escasos o nulos conocimientos tecnológicos, sin embargo este hallazgo y muchos otros que hemos estudiado en CodigoOculto.com revelan que “prehistoria” no solo podría referirse a un pasado distante sino que también es posible (muy posible) que en aquel lejano pasado otras civilizaciones, hoy desaparecidas, hayan prosperado social y tecnológicamente, y producto de ello hoy en día muchos descubrimientos de objetos fuera de lugar o ooparts ocurren.

COMMENTS

WORDPRESS: 2
  • comment-avatar
    Miguel 2 años

    Este tipo de hallazgos me fascinan e intrigan cada vez mas…los ooparts son evidencia irrefutable de la existencia de antiguas civilizaciones Que habitaron la tierra millones de años atras y Que nosotros somos como la cuarta o quinta civilizacion en ese orden. El planeta tierra ha sido cuna de civilizaciones que alcanzaron alto grado de avances tecnologicos y no sabemos que sucedio pero una tras otra desaparecieron dejando evidencia. Mucho me temo que nos sucedera lo mismo y esta civilizacion actual no prevalecera

  • comment-avatar
    hermelando e. tortosa 11 meses

    puede ser que algun dia los sabios de nuestra epoca se bajen de su sillon y se den cuenta por fin de que en epocas anteriores hubo grandes sivilisaciones quiza mas avanzadas a la nuestra. –se estan encontrando restos de materiales que hoy no podemos elaborar todavia pero no se desesperen ,,,ya llegara el momento de conseguirlo—-bajense de su pedestal y sean mas humildes—nosotros somos bebes ,,ellos tienen millones de siglos de vida mas que nosotros—nuestra cibilizacion tiene menos de diesmil años,,,tenemos mucho que aprender pasiencia muchachos,,,ya llegaremos,,,estamos en la escuela y en los primeros grados,,,,ya con tiempo podremos lograr conocimientos que ellos ya tienen pasiencia!!!!!!—***

  • DISQUS: 0