Gigantes: Científicos analizarán esqueletos encontrados en Perú y Ecuador

Gigantes: Científicos analizarán esqueletos encontrados en Perú y Ecuador

En el año 2013 el antropólogo británico Russell Dement realizó un importante hallazgo: encontró una docena de esqueletos de 2 a 3 metros de altura y que databan de los años 1400 al 1500 d.C.

Dement comunicó que algunos de los cuerpos han sido enviados a Alemania para que un grupo de científicos de la Freie Universität los analicen. Los otros restos permanecen en el sitio en Ecuador, según lo detalla el sitio web Cuenca High Life.

Según declaró:

Nuestra investigación se encuentra en una etapa temprana y solo soy capaz de proporcionar una visión general de lo que hemos encontrado”, dijo. “No quiero hacer reclamaciones basadas en especulación puesto que nuestro trabajo está en curso. Debido al tamaño de los esqueletos, esto tiene implicaciones antropológicas y médicas.”

Dos de los esqueletos de los gigantes se han enviado a Freie Universität en Alemania para análisis, incluyendo uno que mide 8 pies, mientras que los otros permanecen en el sitio en Ecuador.

Miembro indígena Shuar

Miembro indígena Shuar

Dement ha dicho que escuchó sobre la existencia de una raza de amazónicos gigantes hace más de 25 años mientras estudiaba las comunidades indígenas Shuar y Achuar en el Amazonas.

Los ancianos de las comunidades cuentan una historia sobre gente muy alta, de piel pálida que vivían cerca. Los describieron como gente pacífica, apacible que siempre fueron recibidos en sus aldeas”.

Historias de gigantes amazónicos han sido conocidas por más de cien años, desde que los primeros antropólogos hicieron contacto con las tribus del Amazonas. Una de las primeras menciones de ellos está presente en un artículo del investigador alemán Franz Bosch.

También puedes leer: Impresionantes hallazgos de gigantes alrededor del mundo

Lo que llamó la atención de Dement fue el hecho de que la misma historia es contada por los indígenas amazónicos sobre un área grande de la zona de la selva al este de los Andes, en Ecuador y Perú.

Las historias eran tan similares y con tanta frecuencia no importa donde me encontrara, siempre he pensado que podría ser algo a ellos.”

Los restos

Lo que encontró Dement fue el cráneo y las costillas de una mujer grande que había vivido hace unos 600 años. Los restos habían sido expuestos por inundación de un arroyo cercano. Con la ayuda de su amigo, él encuentra rápidamente el resto del esqueleto, que había sido trasladado en el diluvio. Cuando reunió el esqueleto entero, medía siete pies y cuatro pulgadas.

Debido a los impresionantes hallazgos, Dement reunión un equipo de cuatro investigadores asociados de Freie Universität de Berlín. La Universidad también proporcionó fondos para los trabajos de excavación e investigación.

A pesar de que había estado trabajando con Freie durante muchos años, me preocupaba que no podría dar una beca para que alguien busque gigantes”, dice Dement.

Una vez juntos, el equipo de Dement trabajó durante seis meses, desenterraron esqueletos completos y partes de dos más. Durante el trabajo y con la ayuda de sus amigos Shuar, Dement encuentra un segundo establecimiento cerca de veinte millas de distancia, en el Ecuador, frontera con Perú, donde se encontraron dos esqueletos más. Esos restos fueron datados en el año 1550 d.C.

Ilustración de 'Mundus Subterraneus' que sugiere, en base al hallazgo de ciertos esqueletos, la existencia de una raza de gigantes.

Ilustración de ‘Mundus Subterraneus’ que sugiere, en base al hallazgo de ciertos esqueletos, la existencia de una raza de gigantes.

Lo emocionante sobre el segundo sitio es que probó que la tribu había residido en el área por lo menos 150 años y probablemente mucho más, dice Dement. “También significa que eran precolombinos y post colombinos, aunque hemos encontrado evidencia que ellos interactuaron con los españoles”.

Los estudios descartan problemas de crecimiento

Un estudio preliminar indica que los seis cuerpos de los seres humanos eran relativamente saludables y bien proporcionados.

Los esqueletos no dan señales de enfermedades como los problemas hormonales de crecimiento que son comunes en la mayoría de los casos de gigantismo,” dice Dement.

“En todos los esqueletos, las articulaciones parecían sanas y las cavidades pulmonares eran grandes. Uno de los esqueletos que hemos fechado fue de una hembra que tenía al menos 60 años cuando murió, mucho mayor que el típico caso de gigantismo”.

Dement dice que los entierros fueron elaborados. “Los cuerpos fueron envueltos en hojas de que todavía estaban en parte intactos cuando los excavamos. Todos los cuerpos fueron rodeados por una gruesa capa de arcilla, que prevenir la intrusión de agua y es probablemente responsable por el hecho de que los esqueletos están en relativamente buenas condiciones.”

Dement, dice que espera que el trabajo en Freie continará por los menos un año más después de que él y su equipo publiquen las conclusiones.

Por la naturaleza sensacional de esto, tenemos que ser muy diligentes en nuestra investigación ya que se cumplirá con una gran cantidad de escepticismo”.

Mientras tanto, él dice que está recogiendo muestras de ADN de los Shuar que viven cerca de las excavaciones para determinar si allí se mezclaron con los gigantes.

También puedes leer: Corey Goode: “Gigantes en animación suspendida están listos para despertar”

Fuente: cuencahighlife.com

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0